Procuradora estatal se une a la defensa de migrantes

Pide recursos y ayuda para representación legal de menores
Procuradora estatal se une a la defensa de migrantes
La procuradora Kamala Harris (der.) desafió a los abogados a que ayuden con los casos.
Foto: Archivo

“Mi única prioridad es que estos niños tengan acceso a un juicio justo, y que se establezca un sistema de entrenamiento de abogados que garantice resultados”, dijo la procuradora de California Kamala Harris luego de dar un emotivo mensaje durante la Conferencia Anual del Consejo Nacional de La Raza que ayer terminó en esta ciudad.

El mayor problema que enfrentan los miles de niños centroamericanos que han llegado a la nación desde octubre del año pasado, huyendo de la violencia en sus países, es la falta de representación legal al momento que van a ver a un juez.

Harris se reunió ya con varias organizaciones para agilizar el proceso de proveer defensores a los menores. “Necesitamos recursos para tener un buen sistema de defensa de estos niños en vigor, y ya estamos entrenando a algunos abogados que se han ofrecido como voluntarios”, comentó en entrevista con La Opinión.

Pero cuando se dirigió a la multitud de asistentes al encuentro anual de La Raza, desafió a las firmas de abogados de más alto nivel, fiscales de otros estados y agrupaciones no lucrativas para asegurarse que los niños refugiados centroamericanos tengan acceso a representación legal.

“Las leyes ya las tenemos aquí, fueron creadas en anticipación a que algo así tan grande como estos más de 50 mil niños víctimas de tráfico humano, llegaran al país en busca de refugio”, les dijo.

“Estamos ante una crisis humanitaria, y podrían llegar hasta 90 mil niños para finales de año. Vienen huyendo de países que figuran entre los cinco más violentos del mundo, Honduras, El Salvador, y Guatemala”, señaló.

Y completó: “Son menores que vienen escapando de la violencia, expuestos a desafíos que amenazan su seguridad física, mental y emociona. Y cuando llegan a nuestras costas, con el trauma del viaje, los rodeamos cantando, ‘regrésense de donde vinieron’. ¿Eso es lo que somos como país?”, cuestionó indignada.

Harris dijo que mirar con odio a los niños migrantes centroamericanos no es un indicativo del Acta de Derechos Civiles promulgada hace 50 años, que dicta acceso equitativo para todos sin importar raza, color, origen, religion y sexo.

“La lucha por los derechos humanos se debe dar en cada generación, y tenemos que estar vigilantes, no desanimarnos ni darnos por vencido. Cualquiera debería estar totalmente molesto por lo que está pasando con estos menores”, opinó la procuradora de California.