Histórico arresto de exmilitares por desapariciones forzadas en Guatemala

Las investigaciones se iniciaron tras una sentencia por la matanza conocida como "Plan de Sánchez".
Histórico arresto de exmilitares por desapariciones forzadas en Guatemala
Manuel Benedicto Lucas García, hermano del expresidente Fernando Romeo Lucas García, fue arrestado junto a otros exmilitares.
Foto: Cortesía La Prensa Gráfica

GUATEMALA.- La Justicia de Guatemala detuvo hoy a 14 exmilitares, entre ellos a Manuel Benedicto Lucas García, hermano del expresidente Fernando Romeo Lucas García (1978-1982), por su supuesta vinculación con al menos 558 desapariciones forzadas en la década de 1980.

Se trata de “uno de los mayores casos de desapariciones forzadas de América Latina”, afirmó este miércoles la fiscal general, Thelma Aldana.

El Juzgado A de Mayor Riesgo ordenó este miércoles la prisión provisional de los detenidos en la Brigada Mariscall Zavala, en la periferia norte de la capital, y fijó para el próximo viernes la audiencia de primera declaración.

La fiscal Aldana dijo en rueda de prensa que a los militares retirados arrestados se les imputan los delitos de desaparición forzada y lesa humanidad por al menos 558 desapariciones de indígenas entre 1981 y 1988.

Como pruebas de ello están las osamentas que fueron encontradas en fosas comunes en terrenos donde funcionó la Zona Militar 21 en Cobán, en el departamento norteño de Alta Verapaz, dijo.

Aldana precisó que de las 558 víctimas solo 97 han sido identificadas a través de pruebas de ADN.

En la Zona Militar 21, donde ahora funciona el Comando Regional de Entrenamiento de Operaciones de Mantenimiento de Paz (Creompaz), se excavaron en 2012 un total de 14 sitios y en 4 de ellos se hallaron osamentas humanas, puntualizó.

La fiscal aseguró que las osamentas corresponden a población civil no combatiente y que como prueba tienen el testimonio de un sobreviviente.

En esa masacre, perpetrada por el Ejército el 18 de julio de 1982, murieron 256 indígenas, la mayoría mujeres, niños y ancianos, de la etnia maya Achí.

Por su parte, el responsable de la Fiscalía de Derechos Humanos, Orlando López, mostró durante la conferencia de prensa diapositivas que evidencian las circunstancias en la que fueron asesinados los indígenas.

López aseguró que, según los más de 350 testimonios con los que cuenta el Ministerio Público, los indígenas fueron secuestrados en operativos por los soldados y trasladados a la Zona Militar 21 donde fueron “ejecutados”.

Agregó que la Fundación de Antropología Forense de Guatemala (FAFG) pudo determinar en las osamentas recuperadas que la mayoría tenía impactos de bala y heridas cortantes en el área cervical, tórax, cráneo y estaban maniatados hacia atrás.

López dijo que la mayoría de los 14 arrestados son oficiales retirados que integraron la “plana mayor” de la Zona Militar 21, que “funcionó como centro de detención y ejecución clandestina”.

Además de Manuel Benedicto Lucas García, exjefe del Estado Mayor del Ejército, entre los detenidos está Manuel Antonio Callejas, exjefe de Inteligencia Militar.

Los otros arrestados son el mayor retirado Byron Barrientos Díaz, de 64 años, exjefe de Inteligencia Militar y ministro de Gobernación (Interior) del Gobierno de Alfonso Portillo (2000-2004).

Además el coronel Francisco Luis Gordillo Martínez (80 años), quien formó parte del triunvirato, junto a los generales José Efraín Ríos Montt y Horacio Maldonado Shaad, tras el derrocamiento en marzo de 1982 del presidente Fernando Romero Lucas García.

También Ismael Segura Abularach (72 años), Pablo Roberto Salcedo Mérida (68 años), César Augusto Ruiz Morales (65 años), Juan Ovalle Salazar y José Antonio Vásquez.

Asimismo, Gustavo Alonzo Rosales García (72 años), Hugo Ramiro Zaldaña Rojas, Carlos Humberto Rodríguez López (67 años), Edilberto Letona Linares (78 años) y Edgar Rolando Hernández Méndez (76 años).

Justicia esquiva

El expresidente Lucas García murió en 2006 en Venezuela, mientras que Ríos Montt y Mejía han sido declarados seniles por la justicia y no podrán ser imputados por estos hechos, dijo.

Mario Polanco, director del Grupo de Apoyo Mutuo (GAM), que aglutina a familiares de las víctimas de la guerra, calificó de “histórica” la captura este miércoles de los 14 ex mandos militares.

“Estos personajes en algún momento se creyeron dueños de la vida y de Guatemala” y el reto del Organismo Judicial “es aplicar la justicia”, dijo el activista.

Alrededor de la web