La estafa del “cliente misterioso”

Cómo distinguir las ofertas legítimas de los fraudes
La estafa del “cliente misterioso”
Si bien existen ofertas legítimas para trabajar como ‘cliente misterioso’, debes tener cuidado.
Foto: Archivo / Impremedia

¿Quién no se ha cruzado y considerado alguna vez  la tentadora oferta de trabajar como “cliente misterioso”?

Existen compañías legítimas que utilizan este tipo de servicio para evaluar la experiencia de sus clientes. Generalmente, quienes realizan este tipo de trabajo lo hacen como algo de medio tiempo, para complementar sus ingresos. Los ficticios clientes reciben un pago por sus servicios y también un reembolso por el dinero que pagaron, ya sea en un restaurant, producto, o servicio, y pueden quedarse con dicho producto.

Según información de la Asociación de proveedores de clientes misteriosos (http://www.mspa-na.org/), fundada en 1998, este tipo de clientes secretos representan una industria legítima valuada en aproximadamente $1,500 millones de dólares.

Pero siempre existen personas inescrupulosas que tratan de sacar provecho de la credibilidad y necesidad de la gente, y más de una vez, la tentadora oferta de convertirse en un comprador secreto no es más que una estafa.

¿Cómo saber si se trata de una oferta legítima de trabajo o de un fraude?

  • Los estafadores generalmente crean una página en la internet ofreciendo este tipo de trabajo, pero les piden a los interesados que paguen una registración para acceder a las oportunidades laborales. Una premisa básica para distinguir una estafa de una oferta legítima es que un trabajador nunca debe pagar por sus servicios, sino por el contrario, debe cobrar por el trabajo realizado.
  • Tampoco te confíes de las empresas que quieren cobrarte por una “certificación” para convertirte en comprador secreto.
  • Otra señal de que se trata de una estafa es si te quieren vender una guía o directorio de empresas que contratan a clientes misteriosos.
  • Nunca envíes dinero de manera electrónica, ni deposites un cheque en la cuenta de alguien que desconoces.

Si crees que has sido víctima de una estafa, puedes reportarlo a: