USCIS rechaza que haya “demoras” en procesamiento de ciudadanía

Más de medio millón de extranjeros podría quedarse sin votar en noviembre debido a demoras en sus trámites
Sigue a La Opinión en Facebook

WASHINGTON.- La Oficina de Servicios de Inmigración y Ciudadanía (USCIS) rechazó este viernes denuncias de grupos cívicos de que podría privar del derecho al voto en noviembre a medio millón de extranjeros, debido a demoras en el procesamiento de su ciudadanía.

La Alianza Nacional para Nuevos Americanos (NPNA, por su sigla en inglés),  una coalición neoyorquina de 37 grupos pro-inmigrantes, divulgó hoy un informe en el que denunció demoras “inaceptables” para inmigrantes que pagaron hasta $680 por los trámites, se sometieron a revisión de antecedentes penales, y tomaron exámenes de inglés y educación cívica, todo en balde.

Según datos del tercer trimestre del año fiscal 2016,  928,713 personas solicitaron la ciudadanía, un incremento del 32,1% respecto al mismo período en el año fiscal anterior.

Debido a demoras en USCIS, sin embargo, unas 524,014 solicitudes no habían sido procesadas hasta el pasado 30 de junio. Los retrasos fueron peores en 15 estados, con 441,111 casos pendientes, o el 84,2% del total, dijo NPNA.

//platform.twitter.com/widgets.js

Un desglosado de las cifras demuestra que los estados más afectados son, por coincidencia o no, los que tienen mayores concentraciones de inmigrantes latinos.

Así, en el tercer trimestre de 2016, California tenía 99,677 casos pendientes; Nueva York tenía 76,945; Florida, 66,113; Texas, 50,382; Nueva Jersey, 27,099, e Illinois, 17,679.

zonasdepeligro

 

Demoras en el peor momento

NPNA subrayó que esas demoras, presuntamente por falta de preparación de USCIS, son problemáticas tomando en cuenta que el país atraviesa una reñida contienda presidencial y está en juego también el control del Congreso.

Con el apoyo de la Casa Blanca, decenas de grupos cívicos en todo el país han invertido cuantiosas sumas de dinero, y han implicado a celebridades y miles de voluntarios para movilizar el voto latino, que este año se perfila como un factor decisivo, especialmente en estados “bisagra” como Colorado, Nevada, y Florida.

“USCIS no se preparó debidamente y potenciales votantes inmigrantes pagarán el  precio. USCIS va a fracasar en su misión si no responde a esas enormes y crecientes demoras… la agencia va a privar a potenciales ciudadanos que están ansiosos de participar” en las urnas, advirtió NPNA.

Javier H. Valdés, co-director ejecutivo del grupo “Make the Road New York”, parte de la coalición, dijo que el tiempo apremia ahora que se acercan los plazos para la inscripción de votantes en Nueva York y otros estados.

María Rodríguez, de la Coalición de Inmigrantes de Florida (FLIC), dijo que si los inmigrantes cumplieron con todos los requisitos, ahorra corresponde a USCIS “procesarlos de forma expedita”.

Tara Raghuveer, subdirectora de NPNA, destacó la gravedad del asunto: la escasez de recursos y el pobre manejo de los sistemas en USCIS “no solo prolongan la ineficacia sino que corroen la base de la democracia estadounidense”.

Además del mordaz informe, NPNA lanzó una petición en línea para exigir que USCIS resuelva las más de 500,000 solicitudes pendientes.

USCIS se defiende

Consultada hoy por este diario, USCIS negó que haya “demoras” en los trámites, e insistió en que la agencia se toma en serio su misión de dar la bienvenida a más de un millón de residentes legales, procesar a 85,000 refugiados, y otorgar la ciudadanía a más de 700,000 extranjeros cada año.

USCIS ha experimentado un “incremento significativo” en las peticiones de todo tipo de servicio, pero “está cumpliendo con su meta de procesar las solicitudes de ciudadanía en un plazo de cinco a siete meses”, dijo una portavoz de USCIS en Washington, Joanne Ferreira.

La agencia avisa a los solicitantes del tiempo de procesamiento para que sepan el tiempo de espera razonable una vez que entregan sus trámites, agregó.

Según Ferreira, el informe de NPNA está equivocado porque la carga de solicitudes pendientes “no equivale a una demora”.

La cifra usada por NPNA incluye solicitudes presentadas en  días y semanas recientes, y fueron presentadas indebidamente como “prueba de demoras”, se quejó la portavoz, quien precisó que las solicitudes se procesan en el orden en el que son sometidas, y las variaciones en el tiempo obedecen a factores de geografía y capacidad de USCIS.

“Estamos vigilando la situación y manejando los recursos para responder a las disparidades en los tiempos de procesamiento…. seguimos comprometidos con el procesamiento de las solicitudes dentro de los tiempos normales” fijados por la agencia, puntualizó.

Otro funcionario de USCIS enfatizó que las solicitudes pendientes, reflejadas en este documento, “no son un indicio de si estamos cumpliendo con las metas de procesamiento”.

“USCIS anticipó un aumento de solicitudes este año, como lo vemos en cada año electoral, pero el incremento en las solicitudes N-400 excedió nuestras expectativas. Hemos destinado más recursos de personal y autorizado pago de horas extra en muchas oficinas”, subrayó el funcionario.