El Argentina – Chile se jugó en una cancha lamentable y llena de hoyos

Desde las primeras acciones se observó que el césped del Monumental no estuvo en buenas condiciones para el partido

El Argentina – Chile se jugó en una cancha lamentable y llena de hoyos
Argentinos y chilenos sufrieron por igual el estado de la cancha del Monumental.
Foto: David Fernández / EFE

Esta vez no se habló en la previa sobre el estado del campo de juego, pero en los primeros minutos se pudo ver que el terreno del Monumental de Núñez no estaba en el mejor estado posible.

Con la tierra muy blanda, enseguida el pasto comenzó a levantarse con el paso de los jugadores y se hizo visible rápidamente el problema. Entre los hoyos y el excesivo riego previo, los jugadores se resbalaron una y otra vez desde el comienzo del partido.

No es la primera vez que el campo de juego genera dudas y polémicas en un partido de la selección. Ya ocurrió el año pasado, en el encuentro contra Bolivia, en el Kempes, en Córdoba.