Arantepacua, las últimas muertes por conflictos agrarios en México

De lado del gobierno, la falta de imparcialidad
Arantepacua, las últimas muertes por conflictos agrarios en México
En redes sociales se viralizó esta imagen de agrarios cargando un ataúd.
Foto: Captura/Twitter

MÉXICO.- El entierro de un número indeterminado de víctimas del enfrentamiento entre habitantes de la comunidad indígena de Arantepacua y policías del estado de Michoacán ejemplifica en las últimas horas  los turbios conflictos agrarios que cada año se cobra decenas de vidas en este país.

Según la versión de la Secretaría de Seguridad Pública local hasta ahora sólo pudo confirmar la muerte de una persona debido a que los comuneros impiden a las autoridades ingresar a Arantepacua para investigar y confirmar si hubo tres muertos cómo aseguran los pobladores. En las imágenes divulgadas en las redes sociales apareció un solo ataúd.

El pasado miércoles unos 200 policías intentaron rescatar diversos camiones de empresas privadas que desde hacía varias semanas estaban retenidas ilegalmente por pobladores de Arantepacua en protesta por su inconformidad a una solución que dio el gobierno federal en 1986 a una disputa de  200 hectáreas de tierra con la comunidad vecina de Capácuaro.

Bernardo Corona, secretario de Seguridad Pública, detalló en conferencia de prensa que al principio había enviado unos 200 policías, pero “fueron recibidos a balazos” por los pobladores y por eso pidieron refuerzos para repeler la agresión que terminaría con un saldo mortal, varios heridos  entre ellos cinco policías, el decomiso de 12 armas de fuego y 12 detenidos.

El conflicto se dio justo cuando el gobierno de Michoacán e inconformes mantenían una mesa de diálogo que se enrareció tras la detención de 38 comuneros quienes, para meter más presión al diálogo, bloquearon una carretera.

Luego de la trifulca con los policías, algunas organizaciones que apoyaban las resolución del conflicto en Arantepacua como la Purépecha Zapatista, pidió volver al diálogo. “No se puede estar abonando constantemente a la violencia”, advirtió.

Actualmente existen en México alrededor de 5,000 conflictos agrarios derivado de todo tipo de abusos, según Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas.

De lado del gobierno, la falta de imparcialidad; el apoyo a una de las partes en conflicto o la falta de cumplimiento a los compromisos a la hora de cerrar un conflicto son actitudes constantes que no abonan a cerrar los problemas.

En el estado de Hidalgo, por ejemplo, un conflicto que se cerró desde 1999 volvió a activarse entre habitantes de la comunidad de Tezontepec de Aldama contra Mixquihuala debido a que algunos de los acuerdos por parte del gobierno no se cumplieron, entre ellos, la entrega de tierras a algunos pobladores .

De lado de los actores en disputa,  el no aceptar la derrota, la invasión de tierras o la intromisión de actores políticos provocan que las peleas regresen aún cuando ya se consideraban saldadas.

En el caso de Arantepacua, algunos políticos presuntamente atizaron la disputa en tiempos recientes para sacar raja política del tema, asegura el analista político michoacano Samuel Ponce. “Es un pleito entre ex priistas refugiados en el PRD, unos; en Morena y Movimiento Ciudadano”.