Retraso en construcción de viviendas para desamparados en Boyle Heights apunta a futuros obstáculos

El proyecto se ha debatido por años
Retraso en construcción de viviendas para desamparados en Boyle Heights apunta a futuros obstáculos
Foto: Captura de Pantalla / Google Maps

Un terreno vacío ubicado entre el Cementerio Evergreen y El Mercadito, en Boyle Heights se encuentra en medio de una marcada disputa que presagia cómo batallará la ciudad para realizar sus planes de construir 1,000 viviendas cada año para personas crónicamente desamparadas.

En noviembre, los angelinos votaron a favor de la Medida HHH, la cual generó más de mil millón de dólares para construir viviendas para personas desamparadas.

En Boyle Heights, una compañía constructora sin fines de lucro se encuentra posicionada para empezar a realizar la política. A Community of Friends tiene la opción de construir una propiedad de 49 viviendas asequibles, con la mitad dedicadas a personas desamparadas diagnosticadas con enfermedades mentales.

Sin embargo, el proyecto lleva casi un año estancado en el comité encabezado por el concejal José Huizar, uno de los partidarios más vocales de la Medida HHH.

El Departamento de Planificación de la Ciudad aprobó el plan el año pasado. Tras tres años de reuniones para desarrollar un plan que generara amplio apoyo en la comunidad, esa decisión hubiera sido el último obstáculo para la constructora.

Pero restó un destacado oponente: la familia dueña de El Mercadito.

El Mercadito quedó en manos de la familia Rosado en 1988, después de que el difunto Pedro Rosado, originario de Yucatán, logró juntar el dinero para comprar el inmueble donde por décadas trabajó 80 de conserje.

Representados por el abogado Robert Silverstein, quien tiene bastante experiencia con la construcción en el área de Hollywood, la familia Rosado apeló el informe ambiental del proyecto, alegando que perjudicaría las escuelas y bibliotecas, que es demasiado denso y que carece de suficiente estacionamiento. Desde entones, el proyecto se ha visto paralizado, pendiente de una audiencia sobre la apelación.

Huizar preside el comité de planificación del ayuntamiento, que podría recomendar el rechazo total de la apelación, o pedir que A Community of Friends haga más análisis medioambientales.

Debido a su apoyo entusiasta por la Medida HHH el año pasado, Dora Leong Gallo, directora ejecutiva de A Community of Friends, expresó confusión ante el hecho de que Huizar no ha programado una audiencia.

Leong Gallo dijo que este tipo de obstáculos son de esperarse, que la gente apoya la construcción de viviendas para los desamparados en teoría, pero que suelen cambiar de opinión cuando implica a sus vecindarios.

A pesar de que Huizar apoyó la Medida HHH en 2016, también habló en contra del proyecto al lado de El Mercadito junto con la familia Rosado hace cuatro años. En ese entonces, Metro negociaba exclusivamente con A Community of Friends para el uso del terreno.

Los Rosado se opusieron al plan de albergar a personas con enfermedades mentales en el terreno, diciendo que muchas de las 30,000 personas que van a El Mercadito cada semana son niños.

Durante una audiencia pública, Pedro Rosado le preguntó a los miembros de la mesa directiva de Metro: “¿Por qué ocultan esto llamándolo únicamente ‘viviendas asequibles’?”

Huizar dijo que no le gustaba el proyecto, y que esa zona necesitaba más espacio para negocios minoristas. Por consecuencia, el proyecto originalmente incluía 43 viviendas con 26,000 pies cuadrados para negocios minoristas.

Pero después de que Metro construyó una central eléctrica que ocupó más espacio de lo proyectado, el plan cambió a 53 unidades habitacionales con solo 5,000 pies cuadrados para negocios minoristas.

Metro cambió los planos sin consultar a Huizar y a la comunidad, y él emitió el único voto negativo contra el proyecto.

En julio 2015, la junta vecinal avaló el proyecto con 49 unidades habitacionales y 10,000 pies cuadrados para negocios minoristas.

La oficina de Huizar informó que la audiencia para la apelación del proyecto será programada para mayo o junio.


NOTAS RELACIONADAS