Un mensaje para Ivanka Trump

Una madre hispana está a punto de ser deportada
Sigue a La Opinión en Facebook
Un mensaje para Ivanka Trump
Tienen la esperanza de que la hija de Trump pueda frenar la deportación de una madre.

Maribel Trujillo llegó a los Estados Unidos en el 2002 desde su natal Michoacán. Maribel tiene cuatro hijos, de 3, 10, 12 y 14 años. Dos de ellos con serios problemas de salud, la niña de 3 años sufre de convulsiones y el varón de 10 años presenta un cuadro de pre-diabetes. En Fairfield, Ohio, en donde vive con su familia, esta mujer es conocida por ser una persona muy trabajadora y una líder en su iglesia y su comunidad.

Sin embargo Maribel, sin absolutamente ningún crimen a su haber, se encuentra detenida bajo custodia de La Oficina de Inmigración y Aduanas para una inminente deportación que ocurriría el miércoles de esta semana.

Durante su campaña, Donald Trump prometió que deportaría “Bad hombres”.  Además, en un mitin político en febrero Trump dijo lo siguiente:
“De hecho estamos deteniendo gente que son verdaderos criminales, muy pero muy peligrosos criminales, en algunos casos con tremendos récords de abuso y problemas, y los estamos sacando de aquí”.

Cómo se puede justificar de manera humana, deportar a una madre, que no representa absolutamente ningún peligro para la sociedad estadounidense y separarla de sus cuatro hijos estadounidenses?

Cómo se puede literalmente destruir la vida de cuatro menores de edad estadounidenses que con la deportación de su madre se ven en la disyuntiva de crecer sin su amparo y cuidados, o de ser expatriados a un lugar en donde no tienen ningún vínculo?

Cómo beneficia a Los Estados Unidos que una madre sea arrancada del lado de sus cuatro hijos estadounidenses?

“Es la Ley y hay que cumplirla” dicen los fariseos modernos. Lo que no dicen es que la ley puede aplicarse también con clemencia. Lo que no dicen es que legalmente a esta madre le puede ser permitido permanecer en el país sin necesidad de violentar la tan cacareada y a veces hipócrita “Letra de la Ley”.

La suerte de Maribel y de su familia parece estar determinada. Solo nos queda esperar por un milagro. Mientras tanto, en las redes sociales se hace un último esfuerzo. Los activistas en Twitter llevan adelante una campaña con el hashtag “#FreeMaribel” y la han dirigido particularmente a Ivanka Trump (@IvankaTrump) con la esperanza de que el mensaje le llegue lo suficientemente fuerte y actúe para salvar a Maribel. Si es cierto que Ivanka fue capaz de convencer a su padre de lanzar un ataque en defensa de los niños sirios, bien puede influir en beneficio de estos cuatro niños estadounidenses.

Casos como los de Maribel se están repitiendo todos los días, a la sociedad civil consciente de estos crímenes contra la humanidad, solo le queda combatir estas injusticias, un caso a la vez.

(Jorge Delgado es un columnista que reside en California)

Alrededor de la web