La familia de Harry Styles, víctima de un nuevo hackeo contra el cantante

Fotografías privadas del famoso cantante, incluidas varias en las que aparece junto a algunas de sus supuestas exnovias, han visto la luz el pasado fin de semana
La familia de Harry Styles, víctima de un nuevo hackeo contra el cantante
Hace tan solo un año, Harry sufrió una intromisión similar.
Foto: bang showbiz

Apenas un año después de la última filtración de material privado de Harry Styles, la familia del famoso cantante británico ha vuelto a ser víctima de un nuevo hackeo que ha acabado con fotografías suyas acompañado de sus exnovias y amigos más allegados publicadas en la esfera virtual.

La difusión de dichas imágenes se ha producido a través de una cuenta de Instagram falsa creada bajo el nombre de Robin Twist, padrastro del intérprete, en la que o bien el supuesto hacker o una tercera persona compartió varias instantáneas de Harry en las que este aparecía posando con la modelo Kendall Jenner -con quien se le ha relacionado sentimentalmente en varias ocasiones- y con su mánager Jeffrey Azoff. Posteriormente todas las publicaciones fueron eliminadas y sustituidas por un collage de imágenes del primer concierto en solitario ofrecido por el cantante en Londres a principios de mes.

La madre del artista se ocupó de denunciar lo ocurrido a través de su propio perfil de Twitter, confirmando que el mencionado perfil de Instagram pertenecía a un suplantador y recordando a todos los fans de su hijo que no existía ninguna excusa para ayudar a difundir unas fotografías pertenecientes a su ámbito privado.

Bueno, ya han vuelto a las andadas. Una invasión de la intimidad de una persona es la intrusión injustificada en su vida sin su consentimiento expreso. No lo llamen filtración… es un robo“, lamentaba Anne a través de un tuit publicado este domingo.

La última vez que la madre del joven componente de One Direction sufrió un hackeo de su teléfono móvil, Anne decidió abandonar la esfera virtual -donde siempre se ha caracterizado por mantener un estrecho contacto con los fans de su retoño- durante una larga temporada. Su hija Gemma fue la encargada de explicar en aquella ocasión que para su madre había supuesto un duro golpe haber sido la fuente de las imágenes sustraídas de Harry.

“Por favor, tengan en cuenta que mi madre no ha regresado aún a Twitter, toda cuenta bajo su nombre es falsa. A todos los que se están dedicando a crearlas, ¿no les parece que su vida privada ha sido ya lo suficientemente violada? Resulta muy triste que haya tanto oportunista y gente sin escrúpulos que añaden sal a la herida”, aseguraba Gemma a través de sus propias redes sociales.

View this post on Instagram

Thank you @rollingstone

A post shared by @ harrystyles on