Líderes del Congreso piden investigación de casos de asilo rechazados en la frontera

Los congresistas consideran que hay personas que huyen del crimen y la persecución

Líderes del Congreso piden investigación de casos de asilo rechazados en la frontera
Se ha rechazado a personas cuyos casos de asilo deben ser analizados.
Foto: GUILLERMO ARIAS/AFP / Getty Images

WASHINGTON.- Un grupo de 40 legisladores demócratas pidió este jueves al gobierno una investigación “inmediata” sobre informes de que agentes de Inmigración han negado el paso en la frontera sur, o deportado, a inmigrantes con casos legítimos de asilo.

El “Acta de Inmigración y Nacionalidad” prohíbe que el gobierno deporte de EEUU a personas que solicitan protección en la frontera y en los puertos de entrada al país pero, según los congresistas, es exactamente lo que han hecho agentes de la Oficina de Aduanas y Control de Fronteras (CBP, en inglés).

En  una carta enviada a los secretarios de Justicia, Jeff Sessions, y de Seguridad Naiconal, John Kelly, los legisladores señalaron que “numerosos hombres y mujeres, familias, y niños no acompañados, que huyen de la violencia y persecución, han sido privados de la oportunidad de solicitar asilo u otras formas de protección humanitaria”.

Por ley, los agentes de CBP deben referir a los solicitantes de asilo a la Oficina de Servicios de Inmigración y Ciudadanía (USCIS, en inglés) para que sean entrevistados y puedan demostrar su “miedo creíble” a la persecución si son deportados.

Si los agentes desoyen las leyes por falta de conocimiento o están deportando a solicitantes de asilo, entonces éstos deben recibir capacitación adicional, argumentaron en la misiva.

“El negar a individuos su derecho a pedir refugio no solo sería una afrenta a los valores estadounidenses sino también una violación de las leyes de EEUU y del derecho internacional”, subrayaron.

La carta mencionó en particular una queja presentada en enero pasado, y  un informe posterior en mayo pasado, que delineaban casos en los que agentes de la CBP ilegalmente negaron el paso a solicitantes de asilo en varios puertos de entrada al país, incluyendo los de San Ysidro (California), Nogales (Arizona),  y El Paso e Hidalgo, ambos en Texas.

Según ambos documentos, agentes de la CBP mintieron a los solicitantes de asilo al indicar que las autoridades ya habían alcanzado el límite diario para casos de asilo, que EEUU ya no estaba aceptando casos de asilo, que los solicitantes necesitan visa, o que los mexicanos no podían pedir ese alivio migratorio.

En algunos casos, los solicitantes de asilo fueron agredidos por agentes de la CBP, y algunos de los que fueron rechazados terminaron siendo víctimas se secuestro, violación y robo en México, además de quedar expuestos a la continua persecución, indicaron los congresistas.

En un comunicado que acompaña la carta, el congresista demócrata por Arizona, Raúl Grijalva, señaló que muchos inmigrantes han emprendido un peligroso camino hacia EEUU en busca de un futuro mejor, y Kelly tiene la obligación de asegurarse de que sus agentes tienen la debida capacitación y guías específicas sobre cómo procesar a personas vulnerables que llegan a la frontera sur.

Su colega demócrata de California, Norma Torres, dijo que quienes huyen de la violencia y persecución tienen derecho a buscar protección en EEUU, y las presuntas acciones de la CBP merecen una “investigación seria y transparente”.