El agente del FBI que llamó “idiota” al presidente Trump

Los republicanos aprovecharon el desliz para criticar investigaciones contra la administración
El agente del FBI que llamó “idiota” al presidente Trump
El presidente aprovechó el desliz para criticar la investigación por el "Rusiagate".
Foto: MARQUEZ/AFP/Getty Images

Un par funcionarios del FBI que más tarde serían asignados a la investigación del fiscal especial Robert Mueller sobre el “Rusiagate”, describieron al presidente Donald Trump con insultos, como “idiota” y “repugnante humano”.

Esto se reveló en una serie de mensajes de texto intercambiados el año pasado, según copuas de los mensajes publicados este martes.

Uno de los funcionarios dijo en un texto de la noche de elecciones que la perspectiva de una victoria de Trump era “aterradora”.

Peter Strzok, un veterano agente de contrainteligencia del FBI, fue removido durante el verano del equipo especial del abogado Mueller, luego del descubrimiento de mensajes de texto intercambiados con Lisa Page, una abogada del FBI que también fue retirada este año para el grupo de agentes y fiscales que investigan posibles coordinaciones entre Rusia y la campaña republicana de Trump.

Cientos de mensajes, que aparecieron en una investigación del inspector general del Departamento de Justicia sobre la investigación del FBI sobre el uso de un servidor privado de correo electrónico por parte de la demócrata Hillary Clinton, fueron entregados a comités del Congreso, que solicitaron copias y fueron revisados ​​por Associated Press.

La existencia de los mensajes de texto, divulgados en las noticias a principios de este mes, ofreció una línea de ataque para Trump, quien usó la revelación para menospreciar al liderazgo del FBI como políticamente contaminado.

Los republicanos también se han aprovechado del intercambio de textos entre dos funcionarios que trabajaban para Mueller para sugerir que el equipo es parcial en contra de Trump y no se puede confiar en sus conclusiones.

El mandatario ya había criticado anteriormente el Buró, luego de despedir a James Comey.