La expansión de la Autopista 710 dañará el aire para millones

La expansión de la Autopista 710 dañará el aire para millones
El proyecto del túnel para extender la autopista 710 siempre fue muy controversial. (Aurelia Ventura/ La Opinion)
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinión

Como funcionarios electos, tenemos una obligación moral de proteger a nuestros constituyentes de posibles daños. La expansión de la Autopista 710 Sur representa una gran amenaza: el proyecto desalojará a cientos de hogares y negocios, dañará nuestro aire y la salud de millones en el sur de California, y va en contra de los objetivos de nuestro estado sobre las emisiones relacionadas al cambio climático.

Como miembro del Concilio de la Ciudad de Commerce, represento a familias que serán impactadas de manera directa y desproporcionadamente. Nací y crecí en Commerce, y estoy muy consciente de cómo mi comunidad, junto con otros vecindarios como el Sur-Centro de Los Angeles y Long Beach, han sufrido de una contaminación a nivel desproporcionada y como consecuencia, problemas de salud. La importancia nacional de este proyecto, que conecta el complejo portuario más grande de la nación con nuestra infraestructura vial, tendrá efectos que se sentirán por décadas.

Se espera que el tráfico de camiones de carga y la congestión a lo largo del corredor se multiplique en los próximos años, y la expansión del I-710 contribuirá aún más a lo que nuestras comunidades respirarán diariamente. Esto debido a la dependencia continua de camiones de gas natural y la ausencia de tecnología disponible de cero emisiones, así como la falta de fondos para un programa desarrollado de camiones de carga limpios.

También me preocupa profundamente el desalojamiento severo y desproporcionado de familias. Los residentes de la Ciudad de Commerce han alzado su voz con respecto a sus fuertes lazos comunitarios y su deseo de permanecer en la comunidad a la que llaman su hogar. Aunque las discusiones recientes han resultado en compromisos verbales, el personal de Metro y Caltrans no ha proporcionado ningún plan detallado y concreto para acomodar esta petición. Como se menciona en los comentarios del Informe de Impacto Ambiental de la Ciudad de Commerce y como se discutió con el personal de Metro y en extensión con el de Caltrans, la Ciudad de Commerce apoya la solicitud de los residentes de permanecer dentro de los límites de la Ciudad. De hecho, la Ciudad tiene una Zona de Superposición de Vivienda designada a que se incluya en el Plan General de Commerce que se puede utilizar para el desarrollo de viviendas para residentes desalojados.

Además, a pesar de la importancia para la comunidad con respecto a los contratos locales para los trabajos, no ha habido un compromiso concreto para garantizar que el proyecto se centre en generar empleos para los residentes afectados por el proyecto.

El personal de Metro le está pidiendo a funcionarios responsables de políticas a que escojan una alternativa preferida antes de que Caltrans responda a comentarios presentados sobre el proyecto. La expansión I-710 es de importancia nacional y es un proyecto con el que los residentes tendrán de lidiar por los próximos 50-100 años. Por eso es importante que los administradores de políticas se enteren de información clave generada por las respuestas a comentarios presentados, para que se informen sus recomendaciones relacionadas con la expansión.

Necesitamos que este proyecto se planifique bien. Hago un llamamiento a mis colegas funcionarios locales y estatales para que hagan más y protejan a nuestras comunidades de daños y que exijan compromisos fuertes para cero emisiones, sin desalojamientos o un plan concreto para encontrar una solución, así como también para que se generen empleos para comunidades al largo del 710.

John Soria es miembro del Concejo Municipal de la Ciudad de Commerce.