Dos pilotos gastaron sus ahorros en un avión para rescatar a los migrantes

Los activistas franceses quieren contribuir de una forma directa a poner freno al sufrimiento de los inmigrantes
Dos pilotos gastaron sus ahorros en un avión para rescatar a los migrantes
El mundo enfrenta millones de migrantes, refugiados y desplazados.
Foto: LOUISA GOULIAMAKI/AFP/Getty Images

Dos pilotos han gastado todos sus ahorros con el único propósito de salvar a los refugiados que cruzan el Mar Mediterráneo hacia lugares más seguros que sus países.

José Benavente y Benoit Micolon son los dos altruistas franceses detrás del grupo de rescate voluntario Pilotes Volontaires. Los dos hombres unieron su esfuerzo y dinero para comprar un avión de $150,000 dólares que se utilizará para rescatar a los inmigrantes en el mar.

“José y yo compramos el avión con nuestro dinero personal, porque de lo contrario hubiéramos perdido demasiado tiempo buscando financiamiento”, dijo Micolon a NBC News.

Benavente no es ajeno a los esfuerzos humanitarios: durante 25 años, trabajó para la Cruz Roja y fue testigo de los desafíos que enfrentan los migrantes sirios. Micolon, quien conoció a Benavente en 2006 cuando preparaban las licencias de aviación, se sumó a la causa luego de que su amigo describiera de primera mano la crisis de los refugiados.

Cada año, miles de refugiados se amontonan en los barcos como única salida para alcanzar la seguridad en Europa. Desafortunadamente, muchos de esos barcos no llegan a tierra firme.

“Es muy difícil localizar estas pequeñas embarcaciones, que a veces transportan a cientos de personas, y con frecuencia las embarcaciones que llegan para ayudar llegan demasiado tarde”, informan desde el sitio web de los pilotos. “Nos negamos a aceptar este hecho como una fatalidad y queremos actuar para salvar más vidas. Nuestra misión es proporcionar apoyo aéreo, gracias a nuestro avión adaptado para buscar en el mar “.

Después de comprar el avión en enero, Benavente y Micolon lanzaron su vuelo inaugural sobre el Mediterráneo para buscar barcos a principios de este mes. Al asociarse con varias organizaciones sin fines de lucro y organizaciones benéficas regionales para coordinar los esfuerzos de rescate, ahora pueden detectar botes salvavidas desde el aire y dirigir naves de rescate hacia su ubicación.

El pequeño avión se llama “Colibrí” después de una historia de los nativos americanos sobre un colibrí que intenta detener un incendio forestal recogiendo gotas de agua con su pico y dejándolas caer sobre las llamas. Cuando los otros animales preguntan qué está haciendo el colibrí, dice: “Hago lo que puedo”.

Si desea hacer una donación a Pilotes Volontaires, puede visitar su sitio web.