“Queremos ver en prisión a los asesinos intelectuales de Javier Valdez’’

“El Quillo’’, un presunto sicario del cartel de Sinaloa, fue acusado como presunto autor material del asesinato del periodista
“Queremos ver en prisión a los asesinos intelectuales de Javier Valdez’’
Javier Valdez Cárdenas, editor de Ríodoce, fue asesinado en Sinaloa, México el 15 de mayo de 2017.
Foto: HECTOR GUERRERO / Getty Images

MÉXICO – Juan Francisco Picos Barrueta, “El Quillo’’, un presunto sicario del cartel de Sinaloa, quien ya se encontraba en prisión , fue notificado en las últimas horas por la Procuraduría General de la República (PGR) como presunto autor material del asesinato del periodista Javier Valdez. Pero sus colegas en los medios quieren más.

“Queremos ver en prisión a los autores intelectuales’’, dijo en entrevista telefónica con Impremedia Andrés Villarreal, editor del semanario Río 12 que fundó Valdez en Culiacán, Sinaloa.

“En México los delitos se quedan en la detención de los autores materiales y no se investiga más, no suben de nivel,  los crímenes se repiten por eso:  lo mismo ha pasado con el caso de Miroslava Breach (reportera asesinada en Chihuahua)’’.

Javier Valdez murió de 12 balazos, arrodillado ante sus agresores,  el 15 de mayo de 2017  cuando iba a trabajar al semanario, presuntamente por  un sicario de Dámaso López, quien en ese tiempo peleaba por el liderazgo del cartel de Sinaloa.

“Esperamos que la fiscalía a la PGR puedan acreditar las acusaciones que está haciendo contra los dos detenidos y,  como segundo punto, vayan contra los autores intelectuales: eso es esencial’’, insistió Villarreal.

Previo a la implicación de  “El Quillo’’, quien se encontraba en una prisión de Baja California, también fue capturado en Tijuana Heriberto Picos Barraza, ‘‘El Koala‘‘, relacionado con los mismos hechos en contra del periodista que durante años narró las consecuencias sociales del empoderamiento del Cártel de Sinaloa, el estado cuna del capo Joaquín Guzmán Loera, El Chapo.

Valdez narró por años historias de los huérfanos, de los abusos, la impunidad y la vida cotidiana en un estado donde el narco prácticamente había penetrado en toda la estructura social, pero, tras la recaptura y extradición de Guzmán Loera  inició una guerra por el control del cártel.

Los hijos de Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera y Dámaso López el Licenciado pelearon el liderazgo con diversos enfrentamientos. En febrero de 2017 se registraron incursiones de gente armada en Villa Juárez, Navolato, cerca de la familia del capo y siguió una guerra mediática.

Los hijos de “El Chapo” enviaron una carta a Milenio Televisión y, en respuesta,  Dámaso buscó a Ríodoce para dar su versión en una  entrevista donde se deslindó del ataque que los Chapitos le atribuyeron. La entrevista la hizo Valdez.

Valdez dijo a sus colegas que los hijos de “El Chapo” se enteraron que de la entrevista a Dámaso y lo presionaron para que el trabajo no se publicara, pero como él se negó siguieron a los repartidores del diario para comprarlo y no dejar nada al público. Tres meses después ocurrió el asesinato.