Homebrew Computer Club: el club que inspiró a los gigantes de Silicon Valley

Nació en un garaje en California en 1975 y jugó un papel importante en la creación de la primera computadora de Apple.
Homebrew Computer Club: el club que inspiró a los gigantes de Silicon Valley
Steve Wozniak reveló que un encuentro del Homebrew Computer Club lo inspiró a diseñar la primera computadora.
Foto: AFP

Las personas que comparten alguna afición que los apasiona suelen reunirse en clubes… los hay de lectura, de jardinería, de manualidades y un sinnúmero más.

Entre los clubes que han tenido más relevancia histórica se encuentra el Homebrew Computer Club (Club de computación de cerveza casera).

Seguramente más de uno que lee “club de computación” imaginará a un grupo de nerds jugando con sus dispositivos tecnológicos, como en una escena “Big Bang Theory”.

Lo cierto es que el Homebrew Computer Club, creado el 5 de marzo de 1975 en Silicon Valley, California, Estados Unidos, tuvo una enorme influencia en la historia de la informática.

Como tantos otros hitos relacionados con la computación, este club nació en un garaje. Más concretamente el de Gordon French, un ingeniero y programador que vivía en Menlo Park, condado de San Mateo.

French y otro amante de la computación llamado Fred Moore -a quien conoció en el Centro Comunitario de Computación de Menlo Park- querían crear un foro abierto, con encuentros regulares, donde los aficionados pudieran reunirse para buscar la manera de que las computadoras fueran más accesibles para todos.

El primer encuentro del club se realizó con el objetivo de analizar un modelo del primer microcomputador Altair 8800.

Altair 8800

Getty Images
El Altair 8800 marcó el comienzo de la era de la computadora personal.

French y Moore enviaron invitaciones a otros aficionados. La convocatoria definía al club como un “grupo de usuarios de computadoras amateur”.

“¿Estás construyendo tu propia computadora? ¿Terminal? ¿Terminal de video? ¿Dispositivo I/O? ¿O alguna otra caja digital de magia negra?”, comenzaba la invitación impresa.

“Quizás te interese venir a un encuentro con personas con intereses similares. Intercambiar información, cruzar ideas, hablar del trabajo, ayudar a trabajar en un proyecto… lo que sea”, agregaba.

Inspiración

El Altair 8800 marcó el comienzo de la era de la computadora personal.

Uno de los que asistió a ese primer encuentro fue nada menos que Steve Wozniak, cofundador junto con Steve Jobs de Apple.

En su autobiografía de 2006 “iWoz”, el genio de la computación reveló que ese primer encuentro lo inspiró para diseñar el Apple I, la primera computadora que vendió Apple en 1976.

El Homebrew Computer Club jugó un rol central en el desarrollo de esa revolucionaria máquina: tras terminar su diseño, Wozniak y Jobs la llevaron ante los miembros del club para que den su opinión, antes de lanzarla oficialmente.

La influencia del club en la historia de Apple quedó reflejada en varias películas sobre el gigante informático, como “Piratas de Silicon Valley” (1999) y “Jobs” (2013).

El boletín del Homebrew Computer Club

Dominio público
El famoso boletín del Homebrew Computer Club, que ayudó a cimentar su influencia.

Pero el icónico club no solo inspiró a los dueños de Apple.

Varios fundadores de compañías informáticas también fueron miembros, como Harry Garland y Roger Melen (Cromemco), Todd Fischer (Compañía Fischer-Freitas), George Morrow (Morrow Designs ), Paul Terrell (Byte Shop), Adam Osborne (Computadora Osborne) y Bob Marsh (Processor Technology Corporation).

Y no solo los dueños de Silicon Valley fueron influenciados por el club. También famosos personajes de la contracultura como John Draper (más conocido como Capitán Crunch), idolatrado por la comunidad hacker por sus inventos para hackear las líneas telefónicas.

La carta de Bill Gates

Después de que French se mudara a otra ciudad por trabajo, la sede del Homebrew Computer Club cambió varias veces de lugar, pero los encuentros continuaron hasta diciembre de 1986.

Sin embargo, la influencia del club se sintió mucho más allá de los límites de esas reuniones, gracias a la creación de un boletín editado por los miembros.

Muchos consideran que esa gacetilla ayudó a formar la cultura de Silicon Valley.

Una de sus ediciones más famosas, de 1976, incluyó una carta abierta de Bill Gates, creador de Microsoft, criticando a los hackers por violar los derechos de autor de programas de software comerciales.

Sin embargo, el boletín tuvo corta vida: dejó de publicarse en diciembre de 1977, después de solo 21 ediciones.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívala para no perderte nuestro mejor contenido.