Descubre cómo sobrevivir a la menopausia siguiendo estos consejos

A menudo se entiende la menopausia como algo negativo, pero es un proceso natural de la mujer que le permite disfrutar su madurez

Descubre cómo sobrevivir a la menopausia siguiendo estos consejos
Foto: shutterstock

Antes de empezar a explicarte lo que es la menopausia, pienso que es necesario refrescar el conocimiento sobre la menstruación.

La menstruación es un ciclo fisiológico por medio de la cual las mujeres expulsan regularmente por la vagina un ovulo maduro junto a otras sustancias procedentes del útero.

La menstruación se encuentra muy ligada con la menopausia. Ella empieza en la adolescencia de las muchachas y tiene su final en la menopausia, período este en que la mujer ya alcanza la edad madura. De ahí la fuerte relación entre ambos procesos.

Pareciera que la naturaleza femenina requiriera este flujo cada mes durante gran parte de su vida. Etapa en la que es apta para concebir. El período o menstruación es un indicador de que el cuerpo femenino se encuentra listo para un posible embarazo.

Sabrás que no es posible tener hijos todos los meses. Pues bien, ante este hecho el cuerpo de la mujer expulsa el ovulo no fecundado, junto a otras materias que forman parte del recubrimiento del útero.

Comienza un nuevo ciclo. Así es la naturaleza. Igual sucede con muchos otros casos de la creación. Ellos tienen como principio la renovación. Cada organismo se transforma durante ciertos períodos y en forma regular.

Nacemos, crecemos, nos hacemos adultos y envejecemos. Cada una de estas etapas tiene su sabiduría y su toque ideal. Lo que se presenta como algo maravilloso es que cada transformación tiene sus enseñanzas para la vida.

Genial sería que a partir de cada etapa ya cubierta, el alma aprehendiera no solo las enseñanzas de cada ciclo, sino también a vivir los cambios de una manera fluida y armónica.

Sin embargo, las cosas no se presentan de esta manera. Tal vez por un asunto de tradición y religión, intentamos forzar a la naturaleza a fin de que nos obedezca.

Con esta actitud intransigente conseguimos, más bien, colocar nuestras nociones sobre la Creación. Actitud que se presenta, muchas veces, como quimérico y utópico.

A continuación te presento una serie de consejos para que puedas sobrellevar felizmente la menopausia.

1) Encuentra el interés por la edad madura

Foto: Shutterstock

La palabra interés, por lo general, tiene connotaciones financieras. Pero ella también significa el atractivo que el alma encuentra hacia una cosa.

Hacernos la idea de que la edad madura posee un valor, es mostrar una inclinación hacia los aspectos que son descuidados comúnmente por los hombres. Asuntos cuyos discursos tratan es únicamente de la política y la economía

2) Encuentra espacios para la reflexión

Entablar un diálogo con uno mismo no es una opción vana. Si los demás están tan ocupados en sus labores diarias, es tiempo de que tú también te ocupes de ti. Actividad que ha de ser lo más fructífera posible.

Halla un tiempo y un espacio en que el personaje principal seas tú. Coloca una música ligera y si es posible, en este instante de silencio, habla también con Dios, desde la aceptación de los cambios.

3) Los beneficios entran por cada quien

La lucha continua por la vida empieza por uno mismo. Si saltamos a la vanidad de buscar reconocimiento en los demás, estaremos muy lejos hallar la habilidad de nuestra mente por el encuentro personal íntimo.

Muchas veces pensamos con ciertos espejismos. Creemos que si reflejamos lo mejor de nosotros en los otros, habremos ganado la estima. Esto muchas veces no es así. Los ambientes son comunes pero la estima entra por nuestro esfuerzo interior.

 4) Busca organizaciones

En la sociedad norteamericana existen muchas asociaciones por rango de edad e intereses en común. Opción que es importante que la tengas en cuenta, ya que la sociabilidad es primordial en todas las etapas de la vida.

Cumplir actividades en grupo es de gran beneficio. No pensemos esto como un gran provecho similar a los de la política o los de la economía, sino como un detalle minúsculo en que se revela, no la fama ni el dinero, sino la sencillez y la humildad.