Creyó que solo era una picadura de insecto, ahora su familia prepara su funeral

Ante cualquier síntoma es importante una actuación médica inmediata
Creyó que solo era una picadura de insecto, ahora su familia prepara su funeral
Una picadura de garrapata llevó a Tamela a la muerte.
Foto: Screenshot YouTube/AWM

Los problemas de salud pueden surgir de la nada. Y a veces nos golpean duro de maneras inesperadas. Pero lo que le sucedió a la madre protagonista de esta historia debería servir como una advertencia para todos nosotros.

Tamela Wilson cayó enferma de la nada después de ignorar las picaduras de insectos “normales”, que terminaron siendo algo realmente extraño y grave.

Las garrapatas y otras chupasangre no solo pueden ser molestas, sino que también pueden representar un grave peligro para su salud. Desafortunadamente, la familia de Tamela aprendió este hecho de la manera más difícil cuando falleció después de ignorar las picaduras.

Después de quejarse de los frecuentes dolores de cabeza, una erupción cutánea de color rojo claro y dolor en todo el cuerpo, finalmente programó una cita con su médico.

Una vez en la consulta, se enteró de que sus síntomas formaban parte de una condición que era mucho más grave de lo esperado.

Después de realizar algunas pruebas, los médicos descubrieron que su recuento de glóbulos blancos era peligrosamente bajo, pero no podían determinar el motivo.

La enviaron al hospital porque su estado empeoraba. Aunque los médicos de la sala de emergencias trataron sus síntomas, no descubrieron la causa. Empeoraba y su salud se deterioraba y los médicos querían frenar eso, pero ningún plan de tratamiento funcionó.

Los médicos enviaron su muestra de sangre a los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC). Los resultados sorprendieron a los doctores porque era algo que nunca antes habían visto.

Tamela había contraído el virus borbónico. Esta rara enfermedad transmitida por garrapatas no tiene cura y es mortal. No había mucho más que hacer, esperaron que el cuerpo de Tamela respondiera y pudiera luchar contra la enfermedad, pero no pudo ganar la batalla.

Tres semanas después falleció.

Debido a que Tamela pudo haber detenido la progresión de la enfermedad con una intervención más rápida, su hija quiere que todos conozcan los peligros de las garrapatas y otros parásitos.

Aunque el virus Bourbon es raro, la hija de Tamela desea que las personas sean cautelosas. Espera que la triste historia de su madre pueda inspirar a otras personas para que revisen las garrapatas con más frecuencia y sepan que estas sanguijuelas pueden matar.

Después de que Tamela murió a causa del virus transmitido por garrapatas, el Departamento de Salud y Servicios para Personas Mayores de Missouri se negó a compartir cualquier información sobre la enfermedad transmitida por garrapatas.

Esto hace que el objetivo de la hija de Tamela sea aún más importante.