¿Debo mantener o entregar mi auto chocado a la compañía de seguros?

La decisión depende de los daños del auto y si repararlo para luego revenderlo generan una ganancia extra para el dueño: de nada sirve quedarse con un auto que generará más gastos
¿Debo mantener o entregar mi auto chocado a la compañía de seguros?
Te informamos qué significa que tu auto sea declarado como pérdida total
Foto: Shutterstock

Cuando un auto se ve involucrado en un accidente automovilístico severo o grave, es decir, que los daños causados a éste por un choque o un desastre natural han afectado su habilidad para encender o para circular por las calles sin poner en peligro la vida de un conductor u otros, las compañías de seguro lo declaran como “pérdida total“.

Solo un ajustador, una persona que trabaja para la compañía de seguros y que evalúa el estatus de los daños, puede declara un vehículo como perdida total, y para la compañía esto significa que los costos por reparar el vehículo asegurado superan el mismo valor del auto. Éste es por ende una perdida y se procede a compensar al conductor por su perdida.

El termino es usado solo para aquellos autos que están cubiertos bajo las cobertura Full Cover solamente, la cual contiene las coberturas de colisión y la comprensiva incluidas. Si un auto solo tiene los límites básicos requeridos por el estado, y no la cobertura full cover, éste no es responsabilidad del la compañía de seguros. (Mira: Tips básicos para entender cómo funciona tu seguro de auto).

Al ser declarado como perdida total, entonces, la compañía de seguros ofrecerá al dueño de auto dos opciones: (1) dejar que la compañía pague por el valor del mercado del auto y lo tome para subastarlo – las compañías recuperan algo de dinero realizando esta práctica – o (2) dejar que el dueño del auto se lo quede y pagar el valor de pérdida del auto. En ambos casos las cantidades que la compañía paga por auto difieren dependiendo del modelo, tipo de cobertura y daños.

Algunos conductores rápidamente optan por recibir el dinero del valor del auto (el cual es basado en los precios de sitios públicos como Kelley Blue Book), y descartan la opción de poder recibir algo de efectivo por los daños del auto y conservar el vehículo dañado.

¿Qué opción debes tomar?

La decisión puede parecer difícil al principio, pues al decidir quedarse con un auto chocado el conductor es responsable de sus reparaciones y trámites para convertirlo en un vehículo viable de nuevo. Mientras que al aceptar que la compañía tome el auto, significa que la única preocupación de un conductor es adquirir otro auto nuevo con el dinero recibido por parte del seguro, aunque en algunas situaciones los seguros de auto ofrecerán reponer el mismo vehículo (las opciones varían dependiendo de la compañía y los vehículos).

Bastimente, la decisión que un dueño debe tomar se basa en la siguiente premisa: Si el dueño está dispuesto o tiene los medios para reparar su propio auto, entonces él o ella debería considerar quedarse con el auto, ya que al repararlo éste puede ser revendido, pero a un precio diferente porque éste auto pasa a ser “reconstruido” (rebuilt) y su precio se deprecia por haber sido declarado como pérdida total previamente.

Si un conductor no conocer mucho a un taller de mecánica confiable, no sabe contemplar los precios de reventa de autos rebuilt o salvage y escatima que los daños del auto superan cualquier precio en el que éste se pueda revender, entonces que dueño de auto debería considerar dejar que la compañía tome el auto y comprar uno nuevo.

Fuentes: Auto Trader

Te puede interesar: