Tesla bajará los precios de tres de sus modelos: serán $2,000 más baratos

Ya sea que Tesla fabricó más autos de los que entregó o quiere que los consumidores compren más autos eléctricos antes de que los incentivos fiscales se acaben, tres de sus autos ahora serán más baratos

La compañía anuncia cambios y sus acciones bajan en la bolsa
La compañía anuncia cambios y sus acciones bajan en la bolsa
Foto: BBC

El pasado martes 2 de enero, Tesla anunció a través de un comunicado que descontará $2,000 de tres de sus modelos para ayudar a los consumidores de autos eléctricos a lidiar con los nuevos cambios en incentivos fiscales que la administración de Donald Trump quiere eliminar.

Los modelos que recibirán las rebajas o descuentos por parte de la compañía son el Model S, Model X y Model 3, según explica el fabricante.

El crédito fiscal a dueños de vehículos eléctricos (EVs) se redujo de $7,500 a $3,500 a partir del 1 de enero del 2019, y continuará bajando todo el año, según reporta CTV News.

Por varios años los analistas han asegurado que Tesla ha tenido una demanda de autos más grande que de la que puede surtir, y este nuevo cambio podría significar un reto para la compañía que ahora se ve en la necesidad de rebajar los precios de sus vehículos o recortar producción de autos.

Sin embargo, después que que la compañía de Elon Musk anunciará sus rebajas — seguido de un reporte de producción en el cuarto trimestre del 2018 — sus acciones en la bolsa cayeron, pese a que la compañía asegura que en el 2018 entregó 245,000 EVs y SUVs, una cantidad que sobrepasa las de los años anteriores combinados.

Aún así, las cifras que tesla entrega no son las esperadas, informa CTV News, ya que, por ejemplo, se esperaba que la compañía basada en California entregara 92,000 autos en el periodo de octubre y diciembre, pero ésta sólo entregó 90,700.

“Los logros de Tesla en 2018 probablemente representan el mayor crecimiento de un año en la historia de la industria automotriz. Comenzamos el año con una tasa de ejecución de entrega de aproximadamente 120,000 vehículos por año y terminamos en más de 350,000 vehículos por año, un aumento de casi 3 veces”, explicó la marca en el comunicado.

Lo que se especula por parte de otros medios como CTV News es que Tesla fabricó más autos de los que entregó, lo cuál no se puede confirmar debido a que la compañía no ha explicado cuántos autos tiene en su inventario o cuantos le restaron del año, y otros reportes apuntan al hecho que la compañía ha maquillado sus reportes para no demostrar pérdidas, pero, de nuevo, nada ha sido confirmado.

¿Por qué se están acabando los incentivos fiscales?

La decisión fue anunciada por consejero de economía Larry Kudlow en lunes 4 de diciembre del 2018: “Como cuestión de nuestra política, queremos terminar con todos esos subsidios”, dijo Kudlow a Reuters. “Y, por cierto, otros subsidios que se impusieron durante el gobierno de Obama, estamos terminando, ya sea para las energías renovables, etc.”

La noticia llega después de que Donald Trump amenazara a General Motor con retirar toda ayuda federal para la compañía americana después de que ésta anunciara sus planes para cerrar cinco fábricas en Norteamérica, reducir su producción de autos con bajas ventas, despedir miles de empleados y enfocarse más en la producción de autos eléctricos.

Actualmente, el Servicio Federal de Impuestos Internos (IRS) ofrece un crédito fiscal (subsidio) a autos eléctricos dependiendo del tamaño del vehículo y capacidad de batería que van desde los $2,500 a $7,500 por auto eléctrico comprado, explica la Oficina de Eficiencia Energética y Energía Renovable del Departamento de Energía de los Estados Unidos (EERE) en su sitio web.