La batería de un Tesla ardió en llamas 24 horas después de un accidente fatal en Florida

El auto se incendió tres veces después del impacto
La batería de un Tesla ardió en llamas 24 horas después de un accidente fatal en Florida
La estación fue sitio de la mayor liberación de metano en la historia del país.
Foto: Getty images

Un auto Tesla no dejo de incendiarse repetidamente después de que éste estuviera involucrado en un accidente de tránsito que le costó la vida a su conductor en Dave, Florida, según reporta Forbes.

El hombre, que falleció el pasado domingo a las 4 p.m. tiempo local de Miami, manejaba su Tesla Model S 2016 sobre la South Flamingo Road cuando su auto se desvió de la carretera por cuestiones aún desconocidas, según explicó el sargento Mark Leone a Forbes.

El vehículo entonces chocó contra los árboles y estalló en llamas, dejando el cuerpo del conducto “quemado más allá del reconocimiento”.

Según los investigadores, aún no se descarta la posibilidad de que el accidente haya ocurrido debido a una falla técnicas, pero el conductor pudo también haber sufrido algún percance biológico.

“Estamos profundamente tristes por este accidente y nuestros pensamientos están con todos los afectados por esta tragedia”, dijo Tesla en un comunicado enviado por correo electrónico. “Hemos llegado a las autoridades locales para ofrecer nuestra cooperación. Entendemos que la velocidad se está investigando como un factor en este choque y sabemos que las colisiones a alta velocidad pueden provocar un incendio en cualquier tipo de automóvil, no solo en vehículos eléctricos “.

A diferencia de los vehículos de combustible fósil (gasolina), los vehículos eléctricos tienen un paquete de baterías de iones de litio que cuando se daña puede estallar en incendios químicos repetidamente. 

En el caso del hombre que falleció en Florida, el auto se incendió tres veces después del impacto letal.

Esta no es la primera vez que un Tesla, o su batería, arden en llamas sin explicación. En diciembre del 2018 reportamos que un Tesla Model S fue captado en video ardiendo en llamas dos veces sin alguna explicación en Lagos, California, después de que a éste supuestamente se le ponchara una llanta.

Según un reporte de la cadena de televisión local ABC 7, el suceso ocurrió poco después de que el conductor, quien conducía en una autopista de Santa Clara, fuera notificado por su Tesla sobre un problema en el neumático. Minutos después, cuando un remolque de autos trataba de transportar el auto a un taller de mecánica, el cofre estalló en llamas mientras el vehículo se encontraba estacionado en plena University Avenue.