Medida que limitará alza del alquiler en California no satisface a inquilinos

Consideran que el limite fijado es bastante alto todavía, y no ayuda a las familias trabajadoras

Por años los inquilinos han protestado los altos incrementos en diferentes comunidades de California. (Aurelia Ventura/La Opinión)
Por años los inquilinos han protestado los altos incrementos en diferentes comunidades de California. (Aurelia Ventura/La Opinión)
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinion

La legislatura de California envió al escritorio del gobernador Gavin Newsom, un proyecto de ley para limitar el alza del alquiler de la vivienda en un 5% más el porcentaje de aumento de la inflación, lo que podría arrojar un aumento de hasta 8% a la renta en forma anual. Sin embargo, la medida no dejó satisfechos a los defensores de los derechos de los inquilinos.

“En cierta parte es buena, pero por otro lado, permite hasta un 8% de aumento al año en la renta. ¡Es demasiado!”, dice Trinidad Ruiz del Sindicato de Inquilinos de Los Ángeles.

“Lo que la legislatura estatal debió haber impulsado es una ley que limite los aumentos de renta por diez años para que los inquilinos se puedan recuperar ya que en los últimos diez años hemos tenido incrementos exagerados hasta de 50% y 100%. La gente no aguanta más de renta porque los sueldos no aumentan a esa velocidad”, afirma.

La medida AB 1482 presentada por el asambleísta demócrata de San Francisco, David Chiu, limitará el incremento a la renta de la vivienda en California en 5% más el alza de la tasa de la inflación.

El gobernador Newsom apoya la medida negociada con los propietarios de vivienda de renta y aparentemente con los grupos que abogan por los derechos de los inquilinos. Está convencido de que limitará la gentrificación, los desalojos y el desamparo.

Monse Urias, quien vive con su familia en Long Beach y paga por una apartamento de una recámara 1,100 dólares al mes, coincide también en que es demasiado el tope de aumento que se contempla en el proyecto de ley AB 1482.

“Hubiera estado bien un tope por un porcentaje menor de 3%, pero 5% más la inflación es un límite muy arriba”, dice.

Monse comenta que el departamento donde vive no vale la renta de 1,100 dólares. “Me acaban de aumentar 100 dólares, y no nos cambiamos porque todos los alquileres están muy caros”, se lamenta.

El gobernador Newsom afirmó que con el Acta de Protecciones de los Inquilinos 2019 (AB 1482), California contará con fuertes protecciones y herramientas para los las personas que rentan.

“Servirá para protegerlos de una escalada de aumentos al alquiler y el desalojo; y combatirá la crisis de vivienda accesible a California”, dijo el gobernador.

Esta medida nació en el marco de la crisis estatal de desamparados y la falta de vivienda barata. Al parecer  beneficiaría a 7 millones de inquilinos. La mitad de los renteros, cerca de 3 millones destinan más del 30% de sus ingresos a la renta.

Trinidad Ruiz del Sindicato de Inquilinos de Los Ángeles, dice que el problema en la urbe angelina no es la falta de vivienda. “Hay mucha vivienda vacía. Lo que pasa es que los inquilinos no tienen derechos y no pueden pagar las rentas que piden. Cuando los desalojan o van  a la calle; o se van de Los Ángeles o de California”, afirma.

“Quienes dedican el 50% de su sueldo en pagar la vivienda, corren el riesgo de enfermarse; y al no poder pagar la renta, pueden terminar en la calle”, dice.

La AB 1482 impedirá que los dueños de casas y apartamentos de renta desalojen a los inquilinos sin dar una razón válida para el gobierno. En la actualidad en la mayor parte de California, los caseros pueden echar a un inquilino sin justificación alguna. En ocasiones solo porque se quejan o demandan arreglos en sus viviendas.

Algunos sindicatos como el Sindicato Internacional de Empleados de los Servicios (SEIU) vieron con buenos ojos la medida. April Verrett, presidenta del local 2015 consideró que esta legislación es crucial para proteger a los inquilinos de alzas constantes y obliga a los arrendatarios a proveer una causa justificada para pedirles el desalojo.

“Por todo California, la gente sin importar sus ingresos o raza, está sufriendo para pagar la renta. Hemos sido obligados a ir a la calle o a dormir en nuestros autos porque los arrendatarios de las corporaciones nos desalojan sin justificación. Ningún californiano debe temer la pérdida de su techo, por dejar de recibir un cheque salarial o una emergencia”,  señaló.

Esta iniciativa está inspirada en una ley del estado de Oregon que establece un tope de 7% en los aumentos de renta más la media inflacionaria.

Algunas ciudades de California ya cuentan con leyes locales para prevenir que las rentas suban más allá del 4%.

Se espera que la medida AB 1482 sea firmada por el gobernador Newsom en los siguientes días o semanas.