Los maravillosos usos del bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es una sustancia química que se obtiene de un mineral llamado natrón. Destaca por ser un efectivo antiácido, cicatrizarte de úlceras bucales, desinflamatorio para pies cansados y un efectivo aliado para afecciones bucales y blanquear los dientes

Los maravillosos usos del bicarbonato de sodio
El bicarbonato de sodio es un ingrediente que no puede faltar en el hogar, se le atribuyen grandes usos, es económico y la base de extraordinarios remedios caseros.
Foto: Shutterstock

El bicarbonato de sodio es un compuesto sólido cristalino de color blanco, es una sustancia química (un tipo de sal) que se obtiene de un mineral presente en la naturaleza llamado natrón. Destaca por tener características alcalinas y una textura ligera. Es uno de los ingredientes principales de numerosos remedios caseros con extraordinarios beneficios de belleza, medicinales y es un gran aliado para la limpieza del hogar. 

Una de sus principales bondades es que permite que el pH de la sangre se equilibre, su sal dilata las venas sanguíneas y permite que se disperse el oxígeno en todo el organismo y es poderoso antídoto para tratar padecimientos estomacales. Entre los principales usos y remedios elaborados con bicarbonato de sodio encontrarás los siguientes:

  1. Antiácido estomacal: Es bien sabido sobre las grandes propiedades del consumo de bicarbonato de sodio para tratar diversas afecciones estomacales principalmente la acidez, agruras y todo tipo de indigestiones. Es un remedio económico y verdaderamente eficaz, deberás consumir 1/2 cucharadita de bicarbonato de sodio en un vasito de agua. Consume por un máximo de 3 días seguidos y no más de dos veces al día.
  2. Poderoso exfoliante: El bicarbonato de sodio es uno de los exfoliantes naturales más efectivos, funciona perfecto para el rostro y el cuerpo. Lo único que deberás de hacer es mezclar 3/4 partes en agua y dar un suave masaje, el resultado es una piel limpia y libre de imperfecciones. 
  3. Alivia y desinflama los pies: Para los pies cansados y con edema o retención de líquidos es un gran remedio, en un recipiente con agua caliente agrega 3 cucharadas de bicarbonato de sodio y unas gotas de tu aceite esencial favorito reposa los pies por 15 minutos ¡Notarás una gran diferencia!
  4. Antiséptico natural: Es un gran aliado para tratar afecciones como úlceras bucales y es utilizado como un poderoso enjuage bucal que ayuda a cicatrizar. Cuando se padecen infecciones de garganta es ideal para hacer gárgaras, ya que aniquila las bacterias y gérmenes.
  5. Blanqueador de dientes: Uno de sus usos más famosos es elaborar una pasta de dientes casera con bicarbonato de sodio, ayuda a combatir las bacterias que causan el mal aliento y cuando se combina con limón es uno de los más poderosos blanqueadores. 
Bicarbonato de sodio. /Foto: Shutterstock