Debate demócrata: minuto a minuto qué dijeron 10 candidatos demócratas en Atlanta

10 candidatos han abordado cuestiones como el cambio climático, las relaciones raciales, la inmigración, la vivienda, la atención médica y la política exterior. Pero el juicio a Trump ganó la atención
Debate demócrata: minuto a minuto qué dijeron 10 candidatos demócratas en Atlanta
Pete Buttigieg, Pete Buttigieg y Joe Biiden escuchan a Bernie Sanders.
Foto: SAUL LOEB / AFP

El quinto debate entre los aspirantes demócratas a la presidencia de EEUU para las elecciones del 2020 comenzó en Atlanta, con la investigación de un juicio político contra el presidente, Donald Trump, en marcha.

La primera pregunta fue sobre el juicio político a Trump:

Kamala Harris dijo que “la justicia está en la boleta” porque el presidente ha estado dirigiendo una “empresa criminal” y la acusación es parte de responsabilizar a Trump. Pero también concluyó su respuesta sobre la desigualdad en el país, donde los ricos y poderosos violan la ley con impunidad. Y ella quiere responsabilizarlos como presidente.

En su primera respuesta de la noche, Biden dijo que las audiencias de juicio político le dejaron en claro que Trump y el presidente ruso Vladimir Putin no quieren que sea el candidato demócrata.

“Trump no quiere que yo sea el nominado”, dijo Biden, señalando la investigación de la Cámara sobre la retención de ayuda a Ucrania cuando el presidente presionó para una investigación sobre el ex vicepresidente y su hijo Hunter. Y “Vladimir Putin no quiere que sea presidente”, agregó Biden.

“El presidente tuvo que confesar por escrito, en la corte, para desviar ilegalmente las contribuciones de caridad que se suponía que iban a los veteranos”, dijo Buttigieg, respondiendo a una pregunta sobre la destitución del presidente Donald Trump.

Bernie Sanders dijo que el presidente Trump es probablemente el presidente más corrupto de la historia moderna de América. Pero que no podemos simplemente ser deshabilitados por Donald Trump. Porque si lo somos, nosotros vamos a perder esta elección.

Ataque a Warren

Booker hizo el primer ataque directo al plan de impuestos sobre la riqueza de Warren. Dijo que él está hablando de comunidades minoritarias que desean la oportunidad de emprender y dijo que no solo quieren igualdad en la riqueza, sino igualdad en la oportunidad.

Booker dijo que el impuesto sobre la riqueza es “engorroso” y dijo que los demócratas deben hablar sobre cómo gravamos la riqueza, pero también sobre cómo aumentarla en todo el país.

Tulsi recibe una pregunta… sobre Hillary Clinton

Para su primera pregunta de la noche, le preguntaron a Gabbard sobre la “podredumbre” que dice que Clinton infligió al Partido Demócrata. Gabbard dijo que el partido “continúa siendo influenciado por el establecimiento de política exterior representado por Hillary Clinton y otros”.

Gabbard comenzó a aumentar ligeramente en las encuestas después de que Clinton la atacó públicamente.

Kamala Harris respondió de inmediato a Gabbard, dijo que Gabberd pasó cuatro años bajo Obama en Fox News destrozando a la administración de Obama.

Este ataque fue uno de los más agudos hasta el momento.

Cobertura de salud:

Buttigieg: “Todavía tenemos que actuar sobre la atención médica, los niños aprenden ejercicios de tiradores activos antes de aprender a leer … Esas son las crisis que aguardarán al próximo presidente”.

Ataques en la primera hora:

Hubo 33 ataques en los primeros 60 minutos del debate de esta noche, y 16 de ellos fueron dirigidos al presidente Donald Trump.

Cambio climático

Gabbard respondió la primera pregunta sobre el cambio climático de la noche y dijo que es un problema que trasciende al partido político y que todos deberían unirse para romper el hiperpartidismo y para que se aprueben las políticas climáticas.

Steyer se refirió a Biden y Warren, dos de los favoritos, diciendo que es una prioridad número uno para él, a diferencia de esos dos. Dijo que, en el primer día de su presidencia, declararía un estado de emergencia y que el cambio climático sería parte de su política exterior.

Biden respondió que había estado en la primera línea del cambio climático y atacó a Steyer por operar minas de carbón mientras trabajaba en la política climática. Steyer respondió diciendo que todos en el escenario vivían en una economía basada en combustibles fósiles, y que él llegó a una conclusión para evitarlos hace una década.

Sanders dijo que iría directamente después de la industria de los combustibles fósiles y dijo que son responsables penalmente porque tenían “evidencia” de que sus productos dañan el medio ambiente.

Crisis de vivienda

Tom Steyer no ha sido un factor importante esta noche, pero ofreció una respuesta fuerte y diferenciada sobre la crisis de la vivienda en Estados Unidos. Él dijo que debe haber cambios en las políticas y una afluencia de recursos “para construir literalmente millones de nuevas unidades”. Pero Steyer agregó otro elemento, la sostenibilidad, y señala que el lugar donde vive la gente tiene un impacto en el clima.

Warren también respondió, poniendo el tema directamente en la necesidad de más viviendas. Ella promociona su plan para 3,2 millones de nuevas unidades de vivienda y señala que la vivienda es un problema de sostenibilidad.

Booker criticó la gentrificación, que según él involucra “familias de bajos ingresos que se mudan cada vez más lejos, a veces agravando la segregación racial” y propuso un crédito fiscal que subsidiaría a los inquilinos de la misma manera que el gobierno federal subsidia a los propietarios de viviendas.

En medio de una crisis nacional de personas sin hogar, un candidato que desapareció del escenario esta noche dio a conocer su opinión en Twitter: el ex Secretario de Vivienda y Desarrollo Urbano, Julián Castro, quien publicó: “Finalmente, la cuestión de la vivienda. ¿Me pregunto quién podría haber respondido esa?”

Raza. minorías, supremacía blanca

Gabbard dijo que es importante que un líder reconozca la intolerancia racial y corrija las injusticias raciales en el país.

Yang dijo que primero ordenaría al Departamento de Justicia que designe la violencia supremacista blanca como terrorismo doméstico.

Buttigieg pasó el debate sin atacar directamente a otros, hasta que Harris sugirió que la posición del alcalde no tiene mucho sentido, cuando los estadounidenses negros representan una porción tan crítica del electorado del partido.

El apoyo de Buttigieg entre los votantes negros sigue siendo igual o inferior al cinco % en la mayoría de las encuestas y los estadounidenses negros enfrentan un conjunto crítico de problemas políticos y sociales que exigirán la atención de un presidente.

Al insinuar su débil apoyo con los votantes afroamericanos, Buttigieg dijo que “agradecería el desafío de conectarse con votantes negros en Estados Unidos que no me conocen”.

Booker tuvo uno de los momentos más destacados: fue tras Biden por decir a principios de esta semana que la marihuana es una droga de entrada. “Pensé que podrías haber estado drogado cuando lo dijiste”, dijo Booker, que atrajo un gran aplauso de la audiencia.

Bookers dijo que la marihuana ya es legal para las personas privilegiadas y que la guerra contra las drogas se ha dirigido a las comunidades afroamericanas e hispanas, por lo que el objetivo debería ser despenalizar la marihuana.

Biden, durante lo que fue un tramo difícil para él en el debate, dijo que él sale “de la comunidad negra en términos de mi apoyo”, destacando sus altos números de votación entre los votantes negros.

Biden aclaró que él cree que el consumo de marihuana debe ser despenalizado y que todos los antecedentes penales relacionados con los cargos de marihuana deben ser eliminados, pero que él piensa que es necesario estudiar más sobre el impacto a largo plazo de su uso.

¿Inmigración o sólo importa el muro?

Elizabeth Warren se comprometió a derribar parte del muro fronterizo construido a lo largo de la frontera entre Estados Unidos y México si es elegida.

“Usted ha dicho que el muro fronterizo que propuso el presidente Trump es una cita ‘un monumento al odio y la división’. ¿Le pediría a los contribuyentes que paguen para derribar cualquier parte del muro en la frontera sur de la nación?”, le preguntó uno de los moderadores de debate.

“Si hay partes del muro que no son útiles en nuestra defensa, por supuesto que deberíamos hacerlo”, declaró Warren.

Al final del debate, Buttigieg se refiró al derecho al voto: