Patrulla Fronteriza arresta a seis indocumentados en estación de tren

Uno de los detenidos fue identificado como un pandillero de El Salvador que había sido deportado en varias ocasiones
Patrulla Fronteriza arresta a seis indocumentados en estación de tren
La Patrulla Fronteriza suele realizar operativos en trenes.
Foto: John Moore / Getty Images

Un supuesto integrante de la pandilla de la calle 18 y otros cinco inmigrantes indocumentados fueron detenidos durante uno de los operativos que suele realizar la Patrulla Fronteriza en los trenes que parten de las ciudades fronterizas.

Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) informó este jueves que entre los detenidos se encuentra Carlos Omar Monterrosa Portillo, de 34 años de edad y originario de El Salvador, a quien identifica como miembro una pandilla transnacional del crimen organizado.

El arresto ocurrió el 19 de noviembre en la estación de trenes de Uvalde, en la ruta que va de la ciudad fronteriza de Del Río a San Antonio, en Texas.

En el mismo operativo realizado en esa estación del tren, localizada a 70 millas de la frontera, también fueron detenidos otros cinco inmigrantes indocumentados.

Monterrosa Portillo tiene con una larga historia criminal que incluye una sentencia de 2009 por posesión de arma peligrosa con tentativa de daño, informó CBP en un comunicado.

También cuenta varias deportaciones en su récord, la más reciente en 2015, por lo que ahora estaría enfrentando una condena de 20 años en prisión al haber reingresado de manera ilegal al país luego de haber sido repatriado.

“Las organizaciones criminales transnacionales están buscando cualquier forma de penetrar en los Estados Unidos”, declaró Raúl Ortiz, jefe de la Patrulla Fronteriza en el sector de Del Río.

“Afortunadamente en este caso nuestros agentes pudieron detener a este miembro de la pandilla de manera segura y sin mayores incidentes”.

Durante los operativos que realizan de manera frecuente los agentes de la Patrulla Fronteriza en las estaciones de trenes, los sospechosos son sometidos a la toma de huellas digitales para revisar sus antecedentes delictivos y verificar si están registrados en la base de datos de pandilleros.

En este caso, los agentes dijeron que mientras vigilaban uno de los andenes lograron detectar evidencia que los condujo a identificar a seis sospechosos de ser indocumentados y por lo cual fueron arrestados.