Cena para todos en el Día de Acción de Gracias

Los Angeles Mission provee de un almuerzo caliente y artículos de primera necesidad a cientos de angelinos
Cena para todos en el Día de Acción de Gracias
Personas de bajos recursos se reunieron el miércoles en LA Mission para recibir sus alimentos del Día de Acción de Gracias. (Jacqueline García/La Opinión)
Foto: La Opinión

Sin importar las inclemencias de la lluvia, decenas de personas se reunieron ayer en el albergue Los Angeles Mission para compartir un momento de alegría previo al Día de Acción de Gracias.

La comida y postres; además de artículos de higiene y de vestir fueron algunos de los obsequios que recibieron los invitados más necesitados.

Desde poco antes de las 11:00 a.m., Marina González esperaba junto a su familia para que comenzara el festín que incluía el tradicional pavo con relleno, pan de maíz, vegetales, salsa de arándano y de postre un delicioso pie de manzana.

La mujer contó que junto a su esposo y dos de sus tres hijos emigraron el año pasado de Guatemala a Los Ángeles y es la primera vez que asisten al tradicional almuerzo de LA Mission. El bebé de la familia nació en este país.

“Una amiga nos dijo y llegamos aquí como a las 7 de la mañana para hacer línea”, dijo González. “Es la primera vez que veo esto y le agradezco a Dios por todo lo que nos ha dado”.

Su hija Dora Pérez, de 10 años, dijo estar contenta con lo que les regalaron, como artículos de higiene, calcetines y cobijas.

Marina González y su familia llegaron desde muy temprano para la festividad. (Jacqueline García/La Opinión)

La familia disfrutó del momento al lado de extraños que los recibían con alegría y les sirvieron sus platos de comida, bebida y postre. Entre los voluntarios que sirvieron los platillos, se encontraban celebridades y funcionarios locales.

El presidente de LA Mission Herb Smith, dijo que cada año se ofrecen alrededor de medio millón de platos de desayuno, comida y cena y para el Día de Acción de Gracias se reparten alrededor de 3,500 platos. No se requiere absolutamente nada, solo que las personas lleguen dispuestas a disfrutar del festín.

“Nuestro personal de todo corazón se dedica a hacer que todo funcione bien”, dijo Smith en un comunicado. “El mensaje para nuestros invitados es este: ‘Nos preocupamos por ustedes como familia’”.

Esta acogedora bienvenida la sintió Marina López quien llegó con su madre y sus dos hijos para recibir sus alimentos, recién hechos por cientos de voluntarios.

“Se me hace muy bonito lo que hacen ellos”, dijo indicó y agregó que solo cuando les alcanza en el hogar pueden hacer cena del Día de Acción de Gracias. “Mi esposo trabaja de jornalero y es difícil a veces”.

Marina López (der.) llegó con su madre y sus dos hijos para el festín. (Jacqueline García/La Opinión)

López haber llegado desde las 7:00 a.m. para hacer fila pero el tiempo se le pasó rápido. Una vez en la mesa la familia pudo disfrutar de todos los alimentos sin preocupaciones.

“Yo les doy muchas gracias a todos y que Dios los siga bendiciendo”, dijo la madre de familia que lleva casi dos décadas asistiendo a la cena anual.

Por su parte, Nieves Hernández llegó al almuerzo junto a su hijo y su sobrino. Ella dijo que es la primera vez que asiste al evento y se enteró por medio de su amiga Juana González.

“En la casa solo a veces hacemos cena y no cocinamos el pavo porque no lo sabemos hacer”, indicó, la mujer que reside en el sur-centro de Los Ángeles.

A pocos asientos de distancia se encontraba Olivia Quintana Ríos junto a su madre Amelia Quintana.
Ambas llegaron muy temprano desde Montebello para disfrutar del festín.

“Un amigo me dijo de este evento hace muchos años y ya llevo como cinco o seis años viniendo”, contó Olivia. “Me gusta mucho la comida, cada año hacen diferente el pavo y nos gusta mucho”.

Agregó que ella y su madre decidieron madrugar para llegar a las 7:30 a.m., ya que para ellas esta es su única cena del Día de Acción de Gracias.

Olivia Quintana Rios (der.) y su madre Amelia Quintana llegaron desde Montebello para disfrutar de la comida. (Jacqueline García/La Opinión)

“No queríamos quedarnos hasta atrás en la línea y nos ayudó porque también vinimos a tomar un poco de aire”, dijo agradecida Olivia.

Su madre concordó en todo y dijo que para ella valió mucho la pena llegar temprano.

Entre los voluntarios se encontraba el Sheriff del condado de Los Ángeles Alex Villanueva, quien dijo que estaba muy contento de poder ayudar a ofrecer un poco de alimento a los más necesitados.

“Esto es muy importante porque esta celebración debe ser para todos, desde el más rico hasta el más pobre, sin importar quién eres”, aseguró el alguacil.

Una tradición de años

Por décimo tercer año consecutivo el banco Wells Fargo se une a la labor de la LA Mission para proveer una donación monetaria para el almuerzo del Día de Acción de Gracias.

Además, el banco provee alrededor de 200 voluntarios para ayudar durante el evento.

Otros participantes que apoyaron en la donación de alimentos y artículos incluyeron Morongo Band of Mission Indians, que donó 200 pavos; Kings Hawaiian ofreció los panecitos y los centros Los Angeles Christian Health llevaron voluntarios para que lavaran y trataran los pies de los desamparados.

Voluntarios lavaron los pies de los desamparados y les proveyeron calcetines nuevos. (Jacqueline García/La Opinión)

Adicionalmente estuvo presente el Departamento de Salud del condado para ofrecer vacunas de Hepatitis A y de la gripe y la escuela secundaria Suzanne Middle School donó dulces que los estudiantes colectaron en Halloween.

Mientras esperaban su turno, los invitados al almuerzo de Día de Acción de Gracias tuvieron la dicha de disfrutar de música en el salón de oración.

“A través de los años hemos aprendido exactamente lo que se toma realizar un evento como este”, dijo Smith.

“Dependemos de la generosidad de la gente de Los Ángeles. Contamos con el apoyo de compañías locales, individuos y grupos que nunca se detienen para financiar el trabajo que hacemos. Ellos hacen la diferencia”, recalcó.

El evento se llevó a cabo desde las 11:00 a.m., hasta las 3:00 p.m. Debido a la lluvia el evento se realizó dentro de las instalaciones de la LA Mission.

Los participantes también recibieron cobijas como regalo.
Los participantes también recibieron cobijas como regalo.

Los Angeles Mission comenzó su trabajo en 1936 cuando ofrecía alimentos a los hombres de la era de la depresión y así ha continuado por 83 años. Aparte de continuar sirviendo alimentos a los más necesitados también provee refugio de emergencia.

En el 2019 la LA Mission tuvo como objetivo principal ayudar a individuos a que recuperen su vida y su dignidad para que puedan regresar a la vida laboral y ser un miembro activo de la sociedad..

Para saber más acerca de la misión visite www.losangelesmission.org