Estas son las vacunas obligatorias para perros

Vacunar a tu perro es una medida inteligente para protegerlo de virus peligrosos

Estas son las vacunas obligatorias para perros
Foto: shutterstock

Administrar vacunas es el mejor medio de prevenir enfermedades. Así como los humanos necesitamos vacunarnos para protegernos de algunas afecciones, los perros requieren de vacunas periódicas para que estén a salvo de condiciones peligrosas para ellos.

Vacunas obligatorias y opcionales

Según Affinity Petcare, las vacunas obligatorias protegen a los perros del moquillo canino, la rabia y el parvovirus, mientras que las opcionales atienden la leptospirosis, parainfluenza, coronavirus, enfermedad de Lyme, y la tos de las perreras.

Las vacunas obligatorias de los perros dependen del país donde te ubiques, y eso se debe a que comúnmente las vacunas obligatorias son las que cuentan con mayor presencia en la población.

¿Qué vacunas son las más comunes?

Las vacunas obligatorias para perros que son administradas con mayor frecuencia son la trivalente, polivalente y tetravalente.

Generalmente, la vacuna trivalente protege al perro del moquillo canino, la hepatitis infecciosa canina y la leptospirosis. La polivalente contiene lo mismo que la trivalente, pero añade protección contra la parvovirosis.

La vacuna polivalente tiene distintos grados de cobertura. La versión más básica contiene los elementos de las dos vacunas anteriores, y además puede inmunizar al perro para que no contraiga el coronavirus ni tampoco la tos de las perreras.

perros
Foto: Unsplash

Es importante señalar que la inmunidad maternal cuenta con la fuerza suficiente para dejar sin efecto la inmunización contra la parvovirosis, pero sin proteger al perro de los efectos de la enfermedad. El perro debe ser protegido por otros medios, como la inmunonutrición.

Un veterinario puede orientarte respecto a las vacunas que necesita tu cachorro de manera que no lo vacunes en exceso y así desarrolle una dependencia extrema a las vacunas.

Vacunar a tus perros garantiza que su salud esté protegida contra virus y enfermedades que pueden afectarlo de gravedad. Consulta con un veterinario para así establecer un calendario de vacunas con el cual guiarte.