Receta de agua de San Gabriel para las visitas no deseadas

Protege tu hogar y seres queridos con esta receta para alejar las malas energías

El agua de San Gabriel mantiene protegido tu hogar.
El agua de San Gabriel mantiene protegido tu hogar.
Foto: Pixabay

El agua de San Gabriel es una excelente protectora cuando recibimos en el hogar visitas que no deseamos ya sea porque sabemos que nos tienen envidia, poseen una vibra pesada o desequilibran nuestra paz y armonía. A veces no queda de otra más que abrirle las puertas de la casa deseando que se vayan más rápido de lo que entraron.

Esta receta, además de desalojar toda esa mala energía que dejaron esas personas, nos ofrece protección energética, tranquilizará a los niños inquietos, purificará muebles, garantizará armonía en el hogar y te revitalizará cuando estés excesivamente cansado.

Receta de agua de San Gabriel

Ingredientes

Agua mineral

Frasco de cristal de la misma medida que el agua mineral

1 cuarzo blanco

Romero

Pétalos de lirios blancos

Una rama de artemisa

1 puño de jazmines secos

1 raja de canela

12 pétalos de rosas blancas

3 gotas de agua bendita

3 gotas de alcohol

Preparación

Vierte el agua mineral en un recipiente y calienta a fuego lento. En el primer hervor introduce los pétalos de lirio, el romero, la artemisa, los jazmines, la canela y los pétalos de rosas blancas. Mezcla por unos minutos, apaga el fuego y deja que enfríe. Cuando esté a temperatura ambiente, vierte la preparación en el frasco de cristal y agrega el cuarzo blanco. Cierra la botella y déjala en un lugar donde le dé la luz del sol y de la luna por 14 días.

Pasado ese tiempo, agrega 3 gotas de agua bendita y 3 gotas de alcohol, agarra el frasco con tus dos manos y reza esta oración:

Agua que purificada y bendita estás por las energías de los vientos, de las aguas, de la tierra y el fuego angelical, San Gabriel Arcángel mi agua consagrad. San Gabriel Bendito, tú eres la resurrección y la vida. Gracias por transmitir tu poder a mi agua para que todo lo que toque lo resucite y lo vuelva vida”.

Cierras el frasco y puedes comenzar a usar el agua cuando lo necesites. Si la deseas usar en ti o en tus seres queridos, con unas cuántas gotas en la ropa es suficiente.

Te puede interesar:

 

Consulta tu horóscopo
de hoy