Los 6 errores más comunes de los propietarios al refinanciar su hipoteca

Hacer trámites de refinanciamiento apresurados pueden llevarte a una crisis económica personal

Realiza los cálculos necesarios para saber si un refinanciamiento es lo mejor para ti.
Realiza los cálculos necesarios para saber si un refinanciamiento es lo mejor para ti.
Foto: Open Clipart Vectors / Pixabay

Desde antes de que la pandemia de coronavirus hiciera su aparición y llegara al país, en Estados Unidos las tasas de interés ya se encontraban cerca los de mínimos históricos. Ahora con la presencia del COVID-19, diferentes mercados han tenido pérdidas y movimientos irregulares, por lo que ahora las tasas hipotecarias han sido turbulentas entre subidas y bajas.

Ante este panorama, muchos propietarios ansiosos se apresuran a refinanciar su hipoteca sin tomar en cuenta ciertos factores que podrían afectarle más que generarle un beneficio. De acuerdo con Realtor, estos son los 6 errores más comunes que las personas están cometiendo al refinanciar la hipoteca.

Error 1: suponer que la tasa federal al 0% significa una tasa hipotecaria al 0%

Luego de que la Reserva Federal de Estados Unidos redujo la tasa de fondos federales a un rango entre 0.25% y 0%, en un esfuerzo por equilibrar las pérdidas económicas causadas por el aislamiento social ante la pandemia del coronavirus, muchas personas asumieron que las tasas hipotecarias estarían en ese rango, apresurados a refinanciar su hipoteca. Grave error.

Ryan Wright de Do Hard Money explicó que la tasa de fondos federales es aquella que los bancos pagan para prestarse unos a otros, sin afectar tan directamente sino a cuenta gotas a los préstamos hipotecarios.

Error 2: refinanciar demasiado tarde ante la tendencia

Con el rápido y constante flujo de información, es posible que una tasa hipotecaria baja haya generado alta demanda que en el siguiente minuto genere una alza.

Nicole Rueth, prestamista hipotecario de Fairway Independent Mortgage Corporation, asegura que han tenido un aumento de solicitudes para refinanciar tratando de cazar la tasa de interés más baja.

Este caso se ve reproducido a gran escala en el país, pues a partir del 11 de marzo, el volumen de solicitudes de refinanciamiento aumentó un 79% con respecto a la semana anterior y un 479% año tras año, según datos de la Asociación de Banqueros Hipotecarios.

Error 3: olvidar las tarifas de refinanciamiento

Un refinanciamiento vendrá con muchas tarifas y costos de cierre, y a veces esas tarifas pueden hacer que el precio por refinanciar sea aún más de lo que ahorraría en la tasa más baja.

En la gran mayoría de los casos, refinanciar la hipoteca con una tasa baja en comparación con la que mantiene actualmente no es sinónimo de pagar menos, sino todo lo contrario, porque también depende del tiempo que lleva pagando por la nueva restructuración temporal de crédito que tendrá.

Error 4: refinanciar demasiado capital de su hogar

Refinanciar una casa con remodelaciones o aumentos de valor natural de la vivienda, puede generar que los pagos de su hipoteca se eleven y alejen a su presupuesto mensual, incluso a pesar de que el refinanciamiento haya sido por una tasa más baja que la anterior.

Error 5: no fijar una tasa baja

Con tal volatilidad económica y tasas de arriba a abajo, es complicado que su prestamista quiera fijar la tasa que usted espera pagar. Esto lo único que va a ocasionar es que su refinanciamiento esté a expensas del movimiento del mercado y, en momentos de crisis como el actual, en realidad termine por pagar una tasa mayor que la que tenía.

Error 6: esperar el préstamo correcto

Así como la premura, la pasividad suele generar el mismo problema. Esperar mucho tiempo que las tasas hipotecarias continúen a la baja, esperando que su refinanciamiento sea el perfecto, puede hacerle perder la oportunidad de tomar una oferta que podría beneficiarle actualmente y, sin embargo, la pierda porque comiencen a aumentar.

La mejor recomendación, fuera incluso de la pandemia, siempre será el asesoramiento profesional y aprovechar el sentido de oportunidad cuando la tenga, porque esperar que todo el panorama se presente mejor para sus finanzas, puede resultar imposible, porque en cuestión de dinero, ninguna opción es perfecta, siempre hay riesgo.

-También te puede interesar: