Hace 50 años: Bobby Moore estuvo cerca de no jugar el mundial de México 1970 por ‘robar’ una pulsera

El futbolista estuvo en prisión domiciliaria durante 3 días

Hace 50 años: Bobby Moore estuvo cerca de no jugar el mundial de México 1970 por ‘robar’ una pulsera
Bobby Moore levantando el trofeo Jules Rimet cuando Inglaterra ganó el mundial en 1966.
Foto: Central Press / Getty Images

El 18 de mayo de 1970, Bobby Moore, una de las grandes leyendas del fútbol inglés, estuvo cerca de perderse el Mundial México 1970, al ser acusado de robo en una joyería en Bogotá, Colombia. 50 años después, finalmente se ha conocido a profundidad lo que ocurrió en aquella ocasión, pues Alan Mullery, uno de los miembros de la selección de Inglaterra que jugó en el mundial de 1970, contó para The Mirror cómo ocurrieron los hechos.

El equipo inglés viajó a Colombia para disputar un juego de preparación y se hospedaron en Bogotá. Tras hacer check in, Bobby Moore y Bobby Charlton entraron a la tienda de regalos Fuego Verde a buscar un presente para la esposa de Charlton. Tras varios minutos, los futbolistas salieron de la tienda sin comprar nada, pero Clara Padilla, dependiente de la tienda, los siguió y los acusó de robar un brazalete de 760 dólares de una vitrina.

Al principio, ambos jugadores pensaron que todo era una broma, pero a los pocos minutos todo se llenó de policías quienes apuntaron con sus armas a los seleccionados ingleses. Los policías entrevistaron a Moore y Charlton en el lugar y todo terminó con una disculpa por parte de la policía hacia los británicos. Pero ahí no acabó la historia.

Una semana después, la selección de Inglaterra regresaba de otro partido de preparación, ahora ante Ecuador, y el avión hizo escala en Bogotá. Sin ningún aviso, la policía colombiana llegó al hotel en el que se hospedaba el equipo y arrestaron a Bobby Moore por robo. La selección viajó hacia México y dejó a su estrella detenida en Colombia.

Moore quedó en prisión domiciliaria en la casa de Alfonso Senior, director de la Asociación Colombiana de Fútbol. Tres días después, durante una audiencia que duró cuatro horas, el juez Peter Dorado desestimó el caso al no encontrar evidencia suficiente y Moore quedó libre para viajar a México, reunirse con su selección y ofrecer una gran demostración de juego en el mundial de 1970.