La adicción lo dejó en la ruina: el futbolista ex campeón mundial que vendió su medalla para comprar cocaína

Con el dinero que le dieron compró más droga y la consumió toda ese día

La historia de Flavio Donizete podría parecer afortunada pero la verdad es que terminó lejos de serlo y más bien convertida en un infierno de adicciones y malas decisiones.

Donizete vivió la fama y fortuna casi sin querer: ascendió al primer equipo de Sao Paulo en e 2004 pero nunca tuvo una participación destacada, más bien era uno de los eternos suplentes del equipo que ganó el Campeonato paulista y la Copa Libertadores en 2005.

Una cosa llevó a la otra y antes de ser traspasado fue incluido en la nómina del equipo que participó en el Mundial de Clubes de aquel año en la que Sao Paulo derrotó al Liverpool en la final 1-0 y resultó Campeón del Mundo. Obviemante el máximo logro de Donizete, en el que ni siquiera participó.

Pero después vinieron los problemas: “Tenía dinero, un coche, le había arreglado la casa a mi madre y en 2010, por primera vez, probé la coca”, relató Flavio en entrevista a Globoesport.

“La consumía al principio con moderación, pero poco a poco… se hizo fuerte en mi vida y empecé a perder todo. Perdí todo, todo, todo. El dinero ahorrado lo gastaba en drogas. Mañana, tarde y noche consumía cocaína. No estaba sin drogas por nada del mundo”.

La medalla que ganó aquella noche en Yokohama la vendió por $7,000 Reales (unos $1,200 dólares) y ocupó el dinero para comprar cocaína y consumirla ese mismo día.

“Estuve 13 años enganchado a la cocaína, es una enfermedad lenta, progresiva, incurable y fatal. Casi me mata”, relata ahora, a los 36 años, dedicándose a la jardinería, pero alegre de estar vivo.