Lo que un vasito de jugo de papaya diario puede hacer por tu salud

El jugo de papaya es un poderoso aliado natural, que se relaciona con un gran poder curativo. Su consumo diario mejora la salud cardiovascular, digestiva e inmune
Lo que un vasito de jugo de papaya diario puede hacer por tu salud
Beber jugo de papaya en ayuno es un gran hábito de salud y una extraordinaria manera de iniciar el día con un alto consumo de nutrientes esenciales.
Foto: Imagen de MICKEY MaD en Pixabay / Pixabay

Hoy en día tenemos a la mano todo tipo de herramientas naturales que nos acercan a un estilo de vida más saludable, entre las principales se destacan diversas corrientes de medicina natural, herbolaria, fitoterapia y jugoterapia. Lo cierto es que el consumo de jugos elaborados con frutas y verduras es hoy en día una fuerte tendencia de nutrición y salud, que se asocia con grandes beneficios medicinales.

El jugo de papaya se ha vuelto uno de los más populares debido a sus extraordinarias propiedades nutricionales y terapéuticas. La papaya es una fruta tropical de gran tamaño que desde hace muchos años era considerada por las antiguas civilizaciones un  grandioso aliado medicinal y digestivo, sobre todo en América. Entre sus más grandes cualidades se destaca por su alto contenido en vitaminas y minerales, entre las que se encuentra su valioso aporte en vitamina C y provitamina A en forma de betacarotenos. También es une extraordinaria fuente de ácido fólico y vitamina E, entre sus grandes cualidades es popular por su contenido en papaína, una enzima única que tiene propiedades para descomponer las proteínas. 

Por otra parte es rica en minerales como el potasio, magnesio, calcio y fósforo. Y tiene la peculiaridad de aportar un buen contenido en fibra soluble y ácido alfalinolénico (que pertenece a la familia de los aceites Omega 3) y alcaloides de gran poder curativo como los fenoles y el licopeno, de gran poder antioxidante. Una de las mejores alternativas para obtener los inigualables beneficios de la papaya es consumirla en jugo, de hecho es considerado un gran remedio matutino que se relaciona con una larga lista de bondades.

Lo que un vasito de jugo de papaya puede hacer por tu salud:

1. Mejora el proceso de digestión

Probablemente uno de los usos más populares de la papaya se deba a sus extraordinarias cualidades para optimizar la digestión y salud intestinal. Intervienen varios factores entre los que se destaca su contenido en papaína que favorece la digestión de las proteínas y grasas. Su consumo diario se relaciona con grandes ventajas para combatir las afecciones estomacales más comunes, como es el caso de la inflamación, estreñimiento, exceso de gases, gastritis, acidez y enfermedades relacionadas con el intestino. Su alto contenido en agua y fibra es un poderoso combo, que asegura un mejor proceso digestivo y sobre todo una óptima eliminación de desechos. 

2. Buen aliado de la salud cardíaca

Se cuenta con varios estudios que avalan los beneficios del jugo de papaya para proteger y mejorar la salud cardíaca, esto se debe en gran parte a su alto aporte en antioxidantes y licopenos los cuales son un buen aliado para reducir los altos niveles de colesterol  malo “LDL” en la sangre y aumentan la producción del bueno “HDL.” Otra de sus aportaciones para mejorar la salud del sistema cardiovascular radica en su poder para regular la presión arterial, gracias a su contenido en potasio. Este mineral actúa como un importante vasodilatador que ayuda a aliviar el estrés y la tensión del sistema cardiovascular y también se relaciona con beneficios para mejorar la circulación sanguínea.

3. Estimula al sistema nervioso

Uno de los minerales más fundamentales para asegurar el correcto funcionamiento del sistema nervioso, es el cobre. Es un elemento muy importante para que el sistema nervioso se comunique efectivamente con otros órganos y sistemas del cuerpo. Lo cierto es que estamos acostumbrados a ignorar su consumo. La buena noticia es que el jugo de papaya aporta un magnífico contenido en cobre. 

4. Fortalece al sistema inmunológico

Imagina que una sola pieza de papaya aporta el 300% de los requerimientos diarios de vitamina C, si a esto le sumas su riqueza en otras vitaminas, minerales y antioxidantes, beber un vasito de jugo al día será un gran hábito alimenticio para llevar la salud del sistema inmune a otro nivel. Se destaca por sus cualidades para aumentar la producción de glóbulos blancos y por ende las defensas del organismo, es un gran aliado nutricional para prevenir enfermedades e infecciones. 

5. Combate la inflamación y la retención de líquidos

Otra de las grandes bondades que brinda la papaína se debe a sus extraordinarias propiedades antiinflamatorias, las cuales benefician condiciones derivadas de procesos inflamatorios como es el caso de la artritis, la colitis, la amigdalitis, la faringitis y la gota. Por otra parte es una bebida que gracias a su alto contenido en agua y potasio, se relaciona con buenas propiedades depurativas que ayudan a eliminar toxinas, retención de líquidos y en general todo lo que no necesita el organismo.

6. Mejora la salud ocular y piel

El alto contenido en vitamina C y licopenos de la papaya, es una gran alternativa para reducir los signos del envejecimiento como arrugas, flacidez y otros daños en la piel. A la vez combate todo tipo de afecciones cutáneas, sobre todo las que se derivan de la inflamación y protege a la piel del daño causado por los rayos UV. Por otra parte resulta un extraordinario aliado para proteger y mejorar la salud ocular, esto se debe a su contenido en betacarotenos que le confieren grandes beneficios para reducir el estrés oxidativo en la retina que causa la degeneración macular.