Última oportunidad de ser contados en el Censo 2020, y por qué es importante más que nunca

Última oportunidad de ser contados en el Censo 2020, y por qué es importante más que nunca
Los enumeradores ya están tocando las puertas. (Suministrada)
Foto: Oficina del Censo / Cortesía

Estamos entrando en un período crítico en la historia de nuestro estado y de nuestra nación. Este otoño, el peso de la historia está sobre nuestros hombros. Sí, los resultados de las elecciones generales, que se llevarán a cabo este noviembre, darán forma a nuestro país y nuestro estado en los años venideros.

Pero las bases mismas de la equidad y la diversidad que hacen grande a nuestro estado también están sobre la mesa.

Alex Padilla, secretario de Estado de California. (Aurelia Ventura/ La Opinion)

El Censo 2020 ha entrado en una fase crítica: ahora estamos en el último mes para responder y ser contados antes de la fecha límite, el 30 de septiembre. Si realmente creemos que la representación, la igualdad y la democracia son importantes, entonces debemos entender que esto solo se logrará con un conteo correcto del censo.

Sabíamos en enero que este iba a ser un gran año para el compromiso cívico. Eso fue antes de COVID-19, la recesión y la crisis económica a la que nos hemos enfrentado hasta ahora. Estas circunstancias hacen que el censo sea aún más importante para muchas comunidades de California, especialmente las zonas donde viven las familias de minorías y en los vecindarios migrantes.

La pandemia, el desempleo, la crisis de la vivienda y la brutalidad policial están afectando con mayor dureza a las comunidades marginadas. Estas comunidades son las que hacen fuerte económicamente al estado de California y, sin embargo, sus voces no se han hecho escuchar, incluso, con demasiada frecuencia se han subestimado.

Ser contado en el censo es un paso pequeño pero fundamental hacia un futuro mejor y más equitativo. Determina también los recursos que su comunidad recibirá para educación y atención médica, la representación de su comunidad en nuestro gobierno y su derecho a ser escuchado en elecciones futuras.

Todos tenemos el derecho y el interés de es ser contados. Pero la única forma de garantizar ser contado, de garantizar que su estado, comunidad y vecindario obtendrán los recursos que les pertenecen por derecho, es participar en línea, por teléfono o por correo hoy mismo. No asuma que alguien llamará a su puerta. No permita que el gobierno use una fórmula para adivinar cuántas personas hay en su hogar. No deje su futuro, y el futuro del estado de California, en manos de otra persona.

Cuando California comenzó a prepararse para el conteo decenal hace tres años, sabíamos que la Oficina del Censo de EE.UU., estaría ejecutando una campaña de mercado masivo diseñada para convencer a la mayoría de las personas de la importancia de su participación. En contraste, la campaña de nuestro estado se centró en llegar, educar y motivar a los 4 millones de hogares más difíciles de contar que hay en el Estado Dorado.

Hasta el momento hemos visto una respuesta fantástica de las comunidades más difíciles de contar, con más de 2 millones de los hogares que cuentan con más retos que ya han participado. Pero todavía tenemos un largo camino por recorrer para que todos sean contados; actualmente estamos viendo una tendencia preocupante de tasas de respuesta más bajas en vecindarios tradicionalmente más fáciles de contar. Pensar que uno de cada tres hogares aún no se ha contado, con menos de un mes para el final, es una gran preocupación.

Además de los desafíos externos que enfrentamos este año, la política está complicando el panorama. A pesar de los anuncios anteriores de que la fecha límite para las respuestas se extenderá hasta el 31 de octubre, ahora sabemos todas que las respuestas deben recopilarse antes del 30 de septiembre.

Este plazo que ha sido reducido un mes pone a las comunidades marginadas en un riesgo aún mayor de ser subestimadas e ignoradas. Esto significa que es más importante que nunca que todos los residentes de California respondan el formulario del censo cuanto antes.

Además es fundamental recordar que todos cuentan en el censo, independientemente de su estado migratorio. No hay preguntas sobre ciudadanía y la información proporcionada es segura y confidencial. Por ley, la Oficina del Censo no puede compartir su información con otras agencias gubernamentales.

En California, no retrocederemos en nuestro trabajo histórico para lograr un censo justo y preciso. Para todos los californianos, incluidos los miembros de nuestras comunidades de inmigrantes, esta es su casa, y tienen derecho a ser contados aquí.

California seguirá enfocada en promover la equidad y la inclusión, para dar voz a las diversas comunidades que hacen grande a nuestro estado. Somos firmes en nuestro compromiso de ayudar a las comunidades a desmantelar las barreras que existen, pero para hacerlo, necesitamos que se cuenten.

Alex Padilla es el actual Secretario de Estado en California.

Para participar

Participe en el censo hoy en línea en el My2020Census.Gov o por teléfono al 844-330-2020.

 

 Alex Padilla es el actual secretario de Estado en California.