Investigan amenaza de estrellar un avión contra el Capitolio en venganza por la muerte de un general de Irán

La escalofriante amenaza enviada a los controladores de tráfico aéreo promete venganza por el asesinato del general iraní Qasem Soleimani

Autoridades investigan la amenaza contra el Capitolio.
Autoridades investigan la amenaza contra el Capitolio.
Foto: EFE/MICHAEL REYNOLDS

Múltiples controladores de tráfico aéreo en Nueva York escucharon una amenaza escalofriante el lunes en un audio obtenido exclusivamente por CBS News: “El miércoles volaremos un avión hacia el Capitolio. Soleimani será vengado”.

La amenaza se refiere a Qasem Soleimani, el general iraní asesinado el año pasado en un ataque con un dron  ordenado por el presidente Trump.

La amenaza fue hecha en el primer aniversario de la muerte de Soleimani, por la que las autoridades de Irán han prometido venganza durante mucho tiempo.

No está claro quién envió la amenaza.

Si bien el gobierno de Estados Unidos no cree que la advertencia de un ataque sea creíble, se está investigando como una violación de las frecuencias de la aviación, según supo CBS News.

Varias fuentes dijeron a CBS News que el Pentágono y otras agencias fueron informadas el martes sobre la grabación de voz digitalizada. Las fuentes dijeron que creen que la amenaza fue diseñada para sugerir que golpearán el Capitolio el mismo día en que el Congreso está listo para certificar los resultados del Colegio Electoral.

Los expertos dijeron que la intrusión es preocupante porque podría afectar las instrucciones que reciben los pilotos sobre cómo y dónde vuelan los aviones.

Las fuentes dijeron a CBS News que se envió un mensaje a los controladores de tráfico aéreo el martes recordándoles que cualquier amenaza, o un avión que se desvíe de su trayectoria de vuelo, debe ser informado de inmediato.

El FBI no hizo comentarios, pero dijo que se toma “todas las amenazas de violencia a la seguridad pública en serio”.

La Administración Federal de Aviación dijo a CBS News que está en contacto con las fuerzas del orden.