Fiscal general termina con una medida de Trump que limitaba el asilo a sobrevivientes de violencia de pandillas o abuso doméstico

El fiscal general Merrick B. Garland revirtió un fallo de inmigración de Trump que hacía casi imposible que las personas buscaran asilo por temores creíbles de abuso doméstico o violencia de pandillas

Fiscal general termina con una medida de Trump que limitaba el asilo a sobrevivientes de violencia de pandillas o abuso doméstico
Personas que huyen de la violencia doméstica y de pandillas, podrán solicitar asilo.
Foto: John Moore / Getty Images

El fiscal general Merrick Garland anuló tres fallos del Fiscal General del gobierno de Trump que destruyeron las protecciones de asilo para las personas que escapan de la violencia de género, la brutalidad de las pandillas y la persecución contra las familias.

Garland anuló el miércoles una decisión tomada en 2018 por el exfiscal general Jeff Sessions que había argumentado que las solicitudes de asilo se habían expandido incorrectamente para incluir víctimas de “violencia privada”, como si fueran víctimas de violencia doméstica o de pandillas.

Las personas que huyen de la persecución debido a su pertenencia a un “grupo social particular” pueden buscar asilo en los Estados Unidos, y las administraciones anteriores han considerado que quienes huyen del abuso doméstico y la violencia de las pandillas también entran dentro de esa definición.

Al dejar anulada la postura de la administración Trump, Garland dijo que el Departamento de Justicia debería seguir el precedente anterior y permitir la solicitud de asilo en esos casos.

Su decisión se produjo en un caso muy seguido conocido como A-B por las iniciales de la mujer que busca asilo. La Junta de Apelaciones de Inmigración del departamento determinó en 2016 que ella era parte de un grupo social en particular y dijo que el gobierno de El Salvador hace poco para proteger a las personas en relaciones violentas.

Esa evaluación calificó a la mujer para el asilo, pero Sessions anuló la junta de apelaciones.

Los defensores y los solicitantes de asilo celebraron esta noticia, que marca un enorme progreso en los esfuerzos de la administración de Biden para reconstruir nuestro sistema de asilo.

Según la decisión de Garland, los solicitantes de asilo en Estados Unidos que prueben que son víctimas de violencia doméstica o de pandillas tendrán desde este miércoles mayores posibilidades de ganar sus casos.

Restablece el derecho al asilo

La decisión de Garland de anular los fallos dados por el gobierno de Trump sobre los casos conocidos como “Matter A.B.” y “Matter of L.E.A.” restablece la posibilidad de protección de asilo para las mujeres que huyen de la violencia doméstica y a ciertas víctimas de la violencia de las pandillas.

Además restablece la opción de asilo para los familiares de una víctima de violencia al pertenecer a un “grupo social particular”.

La decisión tomada por el Departamento de Justicia hace parte del nuevo rumbo establecido por el presidente Joe Biden, que firmó una orden ejecutiva en febrero instruyendo a su administración a que reescribiera las reglas de asilo.

El paso dado hoy por Garland, revirtiendo los fallos de sus antecesores Jeff Sessions y William Barr, ha sido calificado por los defensores de los inmigrantes como una medida crucial para restaurar el proceso de asilo duramente golpeado por la anterior administración.

Aaron Reichlin-Melnick, consejero de la American Immigration Council, valoró en un mensaje de Twitter que la decisión de revertir las decisiones sobre estos dos casos es “el primer paso importante para restaurar la ley de asilo a lo que era antes de Sessions y Barr”.

En 2018, Sessions revirtió la decisión de un juez de inmigración y de la Junta de Apelaciones de Inmigración (BIA, en inglés) en el caso ”Matter of A-B”, por el que se concedió el asilo político a una salvadoreña debido a los años como víctima de violencia doméstica.

Una acción similar tomó el exfiscal Barr en 2019 al determinar que los familiares de una víctima de violencia no pueden optar a la solicitud de asilo como un “grupo social particular”.

Barr anuló el fallo del caso “Matter of L-E-A”, en la que un ciudadano mexicano obtuvo el asilo después de que su padre recibiera amenazas de parte de un cartel de drogas.

El abogado de inmigración Fernando Romo, quien es asesor legal de la Asociación de Salvadoreños en Los Ángeles (ASOSAL), explicó que el paso dado por Garland restablece la esperanza de muchos inmigrantes centroamericanos y mexicanos que se encuentran en la frontera.

“Esto marca una gran diferencia entre el gobierno de Biden y el de Trump, es como un nuevo día para estos solicitantes de asilo”, matizó Romo.

El jurista añadió que esta decisión también abre la puerta a muchos casos que anteriormente habían sido negados a causa de las decisiones de Sessions y Barr.

Con información de EFE