La apuesta por los jóvenes tampoco le sirve al Barcelona para ganar

El técnico Ronald Koeman sigue experimentando sin conseguir un equipo que le de resultados positivos

El único futbolista del once del Barça por encima de los 30 años fue Sergio Busquets (33).
El único futbolista del once del Barça por encima de los 30 años fue Sergio Busquets (33).
Foto: EFE

Tras un planteamiento conservador ante el Bayern, Ronald Koeman cumplió la demanda de juventud de la afición del Barcelona y, ante el Granada, hizo debutar como titulares a Alejandro Balde, de 17 años, y Yusuf Demir, de 18, en un once titular con una media de edad de 24,4 años, pero esta apuesta no sirvió para pasar del 1-1 ante los nazaríes en el Camp Nou.

Balde, que jugó sus primeros minutos en partido oficial ante los alemanes, fue el sustituto del lesionado Jordi Alba en el lateral izquierdo y Demir, a quien las quinielas no predijeron de inicio, ocupó el extremo derecho en el regreso al sistema de juego 4-3-3.

También sorprendió la titularidad de Eric García (20 años) como central derecho (en la segunda parte pasó al lado izquierdo) en detrimento de Gerard Piqué. Ronald Araujo (22), uno de los pocos jugadores del Barça que se salvó del suspenso ante el Bayern y el autor del empate agónico ante el Granada, fue su pareja de baile.

La lista de cuatro titulares por debajo de los 23 años la completó Sergiño Dest (20), el dueño del lateral derecho ante los nazaríes.

En cambio, el técnico neerlandés no dio la razón a las quinielas en el caso de Pablo Páez ‘Gavi’ (17), quien en la previa se apuntaba que podría ser el recambio de inicio del lesionado Pedro González ‘Pedri’ en el centro del campo. Finalmente, esta plaza fue para el reaparecido Philippe Coutinho (29), que fue titular tras nueve meses con un rendimiento discreto.

Ante el Granada, el único futbolista del once del Barça por encima de los 30 años fue Sergio Busquets (33). En el descanso se le añadió Luuk de Jong (31), quien sustituyó a un Sergi Roberto improductivo tras ser silbado por su afición ante el Bayern.

El público del Camp Nou recompensó esta apuesta por la juventud con continuos gritos de ánimo a los jóvenes del equipo durante una noche fría de septiembre a pesar de que el Barça siempre remó a contracorriente porque el Granada se puso por delante en el minuto 2.

Balde tuvo que ser sustituido antes de llegar al descanso por molestias en la zona lumbar. Pero los jugadores por debajo de los 23 años siguieron siendo cuatro, ya que su relevo fue Óscar Mingueza (22).

Y estos se incrementaron a cinco cuando a falta de media hora para el final del encuentro y con el resultado aún de 0-1 ‘Gavi’ sustituyó a Coutinho. Este número se mantuvo con los dos últimos cambios de Koeman, un ovacionado Riqui Puig (22) por Sergio Busquets y Gerard Piqué (34) por Yusuf Demir.

Pero ni la apuesta por los jóvenes ni el tanto de Araujo en el 90 sirvieron para pensar que el Barça de Koeman tiene un plan.

Le puede interesar:

Detienen a exdueño de Veracruz por supuesto fraude en México