Se viene escasez de gas natural para la temporada de invierno en Estados Unidos: elevará los costos

Los precios de los combustibles para calefacción se pueden duplicar o triplicar. La Administración de Información de Energía de ha informado que los suministros de petróleo están un 8% por debajo del promedio de cinco años

El costo del gas natural y de los energéticos en la temporada de invierno pueden aumentar considerablemente (Carolyn Cole / Los Angeles Times)
El costo del gas natural y de los energéticos en la temporada de invierno pueden aumentar considerablemente (Carolyn Cole / Los Angeles Times)
Foto: Carolyn Cole / Los Angeles Times. / Cortesía

El precio del petróleo a nivel global superó los $75 dólares por barril este inicio de semana, lo que representa el nivel más alto desde octubre de 2018. El incremento de este energético puede provocar una cadena de alzas por todo el país a unos meses de que comience la temporada de frío.

Aumentar la producción nacional antes de lo que llegue el invierno podría evitar que millones de familias estadounidenses desembolsen grandes cantidades de dinero para enfrentar el gélido invierno. Con el alza de los precios del combustible, ya se habla de un importante impacto en la inflación.

Los expertos en el clima aseguran que la temporada de invierno en Estados Unidos será realmente dura, por lo que garantizar la estabilidad de los precios de los energéticos haría que el suministro de gas natural y propano esté garantizado por todo el territorio nacional.

El tema no es menor, ya que los precios de los combustibles para calefacción se pueden duplicar o, incluso, triplicar dependiendo de la zona del país. La Administración de Información de Energía de Estados Unidos  ha informado que los suministros de petróleo están un 8% por debajo del promedio de cinco años.

La agencia federal ha dejado en claro que el país necesita reabastecer los suministros con el fin de satisfacer la demanda de manda total de los estadounidenses. En temporada de invierno la demanda de energéticos aumenta de forma considerable.

Según la Administración de Información de Energía, los inventarios de destilados que incluyen lo referente a los combustible para calefacción se encuentran en un 14% por debajo del promedio de cinco años. Esto representa un problema, ya que hay una escasez de gas natural y propano en todo el mundo.

Esta situación complica aún más las cosas para Estados Unidos, ya que varias naciones que enfrentan temporadas de invierno crudas buscarán que los países petroleros les venda energéticos para garantizar el abasto en sus naciones.

Por otra parte, la administración Biden debe tener en cuenta, de acuerdo con los informes oficiales, que los inventarios de propano se encuentran en un nivel bajo de 21% por debajo del promedio de cinco años. Esto es un peligro real, especialmente para las zonas rurales del país, ya que dependen del propano.

La administración Biden todavía está a tiempo para solucionar esta situación, Texas es uno de los estados petroleros más importantes de la nación y será esencial para garantizar la producción de combustible que demandarán los estadounidenses en los próximos meses.

También te puede interesar: La falta de empleados en FedEx está golpeando la cadena de suministros y de entregas