El juicio de Genaro García Luna iniciaría el 24 de octubre del 2022; fiscales piden proteger pruebas y testigos

El juicio al exsecretario de Seguridad Pública mexicano, Genaro García Luna, acusado de narcotráfico, podría iniciar el 24 de octubre, pero si hay alguna complicación, el proceso sería retrasado a enero del 2023

Genaro García Luna enfrentaría su proceso en prisión.
Genaro García Luna enfrentaría su proceso en prisión.
Foto: Getty / BOP

El juicio del exsecretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, podría comenzar el 24 de octubre del 2022, indicó el juez Brian Cogan, aunque hay procesos judiciales para determinar.

El 15 de diciembre, el fiscal Ryan Harris y el abogado defensor César de Castro aceptaron que hubiera una audiencia a puerta cerrada para decidir sobre la petición del primero para proteger pruebas y testigos, ya que consideran que podrían “correr peligro” si los posibles cooperantes son revelados.

La defensa consideró viable iniciar el juicio en enero del 2023, quizá el 9 o el 16 de ese mes, pero la fecha propuesta por el juez Cogan se mantuvo en firme, aunque todavía hay posibilidad de que se posponga, debido a otros procesos de preparación, incluida la selección del jurado.

García Luna fue el creador de la llamada “guerra contra las drogas” del presidente Felipe Calderón, pero enfrenta acusaciones por liderar una organización criminal desde 2001, el mismo señalamiento por el que fue sentenciado Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera.

También se le acusa de la distribución internacional de cocaína en distintas fechas y montos, como 5,000 kilogramos en septiembre de 2008; 23,000 kilogramos en octubre de 2007; 19,000 kilogramos en marzo de 2007; 1,977 kilogramos en enero de 2003; 1,925 kilogramos en agosto de 2002, y 1,923 en mayo de 2002.

Además de la “conspiración para la distribución de cocaína”; “conspiración y posesión de cocaína para su distribución, y “conspiración para importar cocaína”. Todos los casos están relacionados con la distribución en EE.UU.

El quinto cargo es por haber mentido a las autoridades migratorias para obtener su Residencia Permanente, a pesar de haber cometido delitos.

El nombre del exsecretario mexicano surgió durante el juicio a Guzmán Loera, cuando Ismael “El Rey” Zambada dijo que el Cártel de Sinaloa le entregó al menos $5 millones de dólares.

La defensa de García Luna reconoció que hay demasiadas pruebas en contra de su cliente, por lo que necesita tiempo suficiente para revisar documentos y videos.

“Puedo decirle que tenemos más de un millón de documentos, además de grabaciones de audio, la mayoría no está relacionado con mi cliente, es difícil revisar el material”, afirmó.

Información clasificada

El 9 de octubre, los fiscales del Distrito Este de Nueva York, con sede en Brooklyn, pidieron al juez Cogan aceptar aplicar una ley de información clasificada a varias de las pruebas por motivos de “seguridad nacional”, aunque han pedido también la protección o entrega por periodos de ciertos documentos que pudieran poner en riesgo la vida de posibles cooperantes o testigos.

“Debido a la naturaleza de los cargos, Estados Unidos anticipa que pueden surgir problemas relacionados con información clasificada”, indicaron los fiscales en la petición firmada por el Fiscal de Distrito, Breon Peace. “”Puede existir material clasificado que podría estar sujeto a divulgación antes del juicio según las reglas, estatutos y jurisprudencia aplicables”.

El argumento de la petición es que García Luna fue un alto funcionario mexicano con conexiones con el crimen organizado, lo que podría facilitar el bloqueo o revelación de alguna información que afecte el juicio.

En la audiencia a puerta cerrada del 15 de diciembre se discutirán los documentos, acordaron ambas partes del proceso.

“Debido a la naturaleza clasificada de dicha información identificada por el gobierno, el gobierno no podrá describir o discutir la información en audiencia pública”, justificaron los fiscales.

El 8 de diciembre habrá otra audiencia pública para revisar los avances de las partes.