Piden al hotel Chateau Marmont que recontrate a trabajadores despedidos a causa de la pandemia

El martes un grupo de personas entregaron una carta a la administración de la empresa pidiendo se respete la ley SB93 de California

María Morán pide que le devuelvan su empleo en el hotel Chateau Marmont. (Suministrada)
María Morán pide que le devuelvan su empleo en el hotel Chateau Marmont. (Suministrada)
Foto: Sindicato UNITE HERE / Cortesía

Un grupo de trabajadores latinos se manifestaron frente al hotel Chateau Marmont el martes y presentaron quejas legales y de discriminación, alegando que sus empleadores están violando la ley al no devolverles sus empleos.

Martha Moran trabajó como recamarera por más de 33 años y Jesús Moreno trabajó como jardinero por casi dos décadas. Cuando comenzó la pandemia ellos y unos 200 de sus compañeros fueron despedidos.

Con la reapertura parcial del hotel a principios del año y con la ley SB93 en vigor —la cual protege los empleos de los trabajadores veteranos de la hostelería que fueron despedidos durante la pandemia—, los trabajadores alegan que Chateau ha contratado ilegalmente a nuevos trabajadores de agencia para realizar trabajos de jardinería y limpieza de habitaciones. Mientras tanto Morán y Moreno continúan sin empleo.

De los 50 trabajadores con más tiempo en hotel Chateau antes de los despidos, aproximadamente 46 eran latinos, dijeron representantes de UNITE HERE Local 11, sindicato que representa a los trabajadores.

El objetivo de la SB93, liderada por los asambleístas Lorena González-Fletcher, Ash Kalra y la senadora María Elena Durazo, es proteger a los trabajadores de color más veteranos y vulnerables en estas industrias al establecer un derecho legal a regresar a sus empleos.

Moran, de 56 años, dijo que hace nueve meses la llamaron para decirle que le iban a avisar cuándo podría regresar a su empleo, pero hasta el momento esto no ha sucedido.

“Ya vi que tienen gente nueva haciendo el mismo trabajo que yo”, dijo Moran. “Ellos no están respetando la ley. Tienen a tres personas trabajando y una de ellas es de agencia, mientras a mi no me regresan mi empleo”.

Mientras tanto, Moreno, de 58 años de edad, dijo que no solo se ha enfrentado a la falta de empleo por más de un año sino que también ha enfrentado discriminación en el empleo por años a lo cual se había quedado callado.

Moreno presentó ante el estado una queja por violar la SB93 y otra por discriminación ante el Departamento de Vivienda y Empleo Justo. Subrayó que en el 2012 se creó un nuevo puesto de supervisor de jardineros, para el cual él no fue informado. Su supervisor era un joven blanco, aseguró el trabajador.

“Me sentí discriminado, pero como acababa de comprar mi casa y tenía que hacer mis pagos no dije nada”, explicó.

Cuando comenzó la pandemia también fue despedido y le quitaron todos sus beneficios como seguro de salud y 401k.

“Han pasado los meses y a mí no me han llamado. Me enteré de que tienen una compañía de jardinería y también que llamaron a otro jardinero más joven que estaba antes”, indicó.

Senadora Maria Elena Durazo pide que devuelvan el empleo a los trabajadores despedidos del hotel Chateau Marmont. (Suministrada)

Ambos ex empleados dijeron que han tenido un tiempo difícil. Moran dijo que ha recibido la ayuda de sus hijos mayores para sostenerse, mientras que Moreno acabó con sus ahorros.

‘Es una vergüenza’

Los trabajadores y activistas llegaron a la manifestación acompañados de la senadora Durazo, quien enfatizó que es una vergüenza que ocurra esto en los hoteles de renombre y conocidos mundialmente. Aseguró que esta es una de las razones por las que la ley fue creada, para proteger a los empleados.

“Algunos de los senadores preguntaron ‘¿por qué necesitamos esto?’ Lo necesitamos porque tenemos experiencia en esta industria. Cada vez que hay un mal giro en la economía, no vuelven a contratar a todo el mundo o contratan a quien ellos quieren y discriminan”, dijo Durazo.

Explicó que esto se vio claramente en el 2001 después de los ataques del 11 de septiembre cuando de la noche a la mañana los trabajadores de restaurantes y hostelerías perdieron sus empleos. También se vio en la recesión del 2008 y ahora con la pandemia del covid-19.

“Yo fui presidenta del sindicato [UNITE HERE local 11] y en nuestra experiencia es que [las grandes compañías] intentan aprovechar esta excusa para contratar gente más joven o gente que le pueden pagar menos”, recalcó.

Documentos indican que el hotel Chateau Marmont recibió un préstamo federal del Programa de Protección de Cheques de Pago (PPP) de $1,950 millones en febrero de 2021, mientras que las afiliadas de Westmont Hospitality Group recibieron $34 millones del PPP. La intención del programa era ayudar a las pequeñas empresas a retener a los trabajadores.

UNITE HERE Local 11 ha pedido a la Administración de Pequeñas Empresas que investigue si estos fondos se han gastado en costos de nómina, según lo previsto por el Congreso, y si Westmont excedió el límite de PPP de la Administración de Pequeñas Empresas (SBA) de $20 millones por grupo corporativo.

La Opinión intentó obtener un comentario de Chateau Marmont pero al cierre de esta edición no hubo respuesta.