Un nuevo mapa de distrito puede impactar a alumnos del LAUSD

Madre del sureste de LA indica que de aprobarse perderían representación en el Distrito Escolar; el plan se vota hoy

El plan se vota hoy. / foto: archivo
El plan se vota hoy. / foto: archivo
Foto: ROBYN BECK / AFP / Getty Images

María Covarrubias, madre de familia de un estudiante en la preparatoria Huntington Park, se encuentra preocupada y frustrada de saber que en unas horas el ayuntamiento de la ciudad de Los Ángeles votará por el futuro de los estudiantes del área sureste de Los Ángeles.

Esto se debe a que el miércoles los concejales podrían elegir un mapa propuesto por el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD) que conecta a las comunidades del sureste de Los Ángeles con las comunidades más ricas del noreste de Los Ángeles.

La configuración propuesta del mapa de LAUSD conecta artificialmente dos comunidades con recursos desiguales que están geográficamente distantes, aseguran padres de familia y funcionarios electos locales.

Los opositores dicen que si el mapa se aprueba continuará privando de sus derechos a cientos de miles de estudiantes y familias de comunidades pobres en su mayoría de clase trabajadora, y negará a las comunidades del sureste de Los Ángeles el derecho a la autodeterminación al negar su capacidad para elegir a alguien que represente a sus comunidades y comprenda mejor sus necesidades.

Covarrubias, quien ha vivido en Huntington Park por los pasados 26 años, dijo que sus tres hijos han asistido a escuelas del LAUSD en Huntington Park. Dos de ellos ya se graduaron y el más pequeño cursa el décimo grado.

La madre de familia dijo que desde que la representante de la mesa directiva Jackie Goldberg fue reelegida al puesto en el 2019—después de haber servido dos términos en 1983—no  se ha reunido con padres de familia que le han pedido en repetidas ocasiones una cita.

“Supuestamente tiene una oficina en la escuela intermedia Gage pero solo nos manda a un representante”, dijo Covarrubias. “Yo solo la conozco por televisión”.

La madre de familia dijo que esto es preocupante ya que se espera que con el nuevo mapa propuesto, el cual incluiría desde las ciudades del sureste hasta el norte como Eagle Rock también se le agregará East Hollywood.

María Covarrubias (c) y sus hijos, quienes han vivido por años en Huntington Parl. / Cortesía.

Falta de recursos tangibles

Covarrubias dijo que siempre ha estado involucrada en el bienestar de sus hijos y ella ha notado de primera mano cómo las escuelas del sureste son excluidas empezando por la alimentación de los niños.

“Yo veía como los lonches que dan en las escuelas los tiran los niños porque no les gustan. Fui a visitar otras escuelas y los niños todo se comen porque es mejor”, dijo Covarrubias. “No hay rendimiento en la educación porque los niños no comen bien”.

Ella dijo que incluso la preparatoria a la que asiste su hijo no tiene la opción de comida vegana y él es vegano. Así que ella le da su desayuno y le da un aperitivo para llevar a la escuela. Hasta que regresa a casa come el almuerzo que ella prepara.

“Pero en estos temas de la comida, la representante [Goldberg] no se mete, solo para pedir dinero para las escuelas del norte”, recalcó Covarrubias.

El concejal de la ciudad de Maywood Eddie de la Riva concuerda con Covarrubias que desde que llegó Goldberg a la mesa directiva él no la ha visto en Maywood, otra de las ciudades que será afectada con el cambio de distritos.

“Los padres están decepcionados de que, una vez más, se nos ignorara, se nos impidiera tener un impacto en las decisiones de nuestra área”, dijo De la Riva. “Si ves el mapa del distrito actual y el mapa que se propone es básicamente lo mismo. Todo lo que hicieron fue cambiar un puente de este a oeste. Eso es todo lo que están haciendo”.

El concejal dijo que es frustrante ver que no hay un asiento en la mesa para representar al área del sureste y que las decisiones las está tomando la ciudad de Los Ángeles en su nombre.

Graciela Ortiz, alcaldesa de Huntington Park dijo que la preocupación principal es que el sureste no tendrá representación en la mesa directiva del LAUSD porque nuevamente está conectado con el noreste de Los Ángeles.

“Normalmente los votantes del noreste son mucho más que nosotros y ellos votan por alguien de su área. Entonces nosotros no hemos podido tener representación”, dijo Ortiz.

Explicó que cuando estos representantes llegan al área del sureste a conocer que recursos se necesitan no entienden las  necesidades de los estudiantes y sus familias porque no conocen el área.

Indicó que Goldberg ha tratado de llevar los recursos necesarios pero el problema data de décadas de falta de representación.

“Todo el liderazgo del sureste de Los Ángeles sentimos que si fuera alguien de nuestras comunidades que estuviera representándonos en el LAUSD quizá pudiéramos tener más recursos”, dijo Ortiz.

La Opinión intentó obtener comentario de parte de la representante Jackie Goldberg pero su portavoz Danny A. Palma dijo que no estaba disponible para comentarios.