‘Lo que Exide le ha hecho a nuestra comunidad es trágico e inaceptable’

Líderes latinos le piden a la EPA que se haga cargo de una vieja planta de reciclaje que contaminó vecindarios latinos

Senador Alex Padilla.

Senador Alex Padilla. Crédito: Cortesía | Impremedia

Una investigadora de la Universidad del Sur de California, Jill Johnston, descubrió plomo en los dientes de leche de los niños pequeños de una región de Los Ángeles donde la mayoría de los residentes son latinos entre Boyle Heights, Maywood, el Este de Los Ángeles, Commerce y Huntington Park.

La investigadora descubrió que era un patrón muy común el plomo en los dientecitos de 43 niños, quienes muy posiblemente cuando eran bebés gateaban y luego se llevaban las manos a la boca. El piso sobre el que gateaban había sido contaminado durante años por una planta recicladora de baterías de vehículos que hacía años había sido cerrada por causar contaminación.

Pero durante cada año en que la planta Exide estuvo en operaciones, recicló unas 11,000 baterías y al hacerlo lanzó al aire 3,500 toneladas anuales de plomo, que cubrieron principalmente miles de hogares en Boyle Heights hasta que cerraron la planta en el 2015.

El plomo puede causar en los niños daños al cerebro y el sistema nervioso. Los 43 pequeños a quienes se les encontraron dientes de leche con plomo no solo estuvieron ellos personalmente expuestos a la contaminación de esa planta, sino también sus mamás, que los amamantaron después de estar expuestas a contaminación por plomo y arsénico.

La investigación de la USC se realizó casi cinco años después de que Exide Technologies fue cerrada y demostró que, aun con el paso del tiempo, el daño del plomo persiste.

“Durante décadas, Exide vertió plomo y contaminantes peligrosos en nuestras comunidades sin enfrentar consecuencias”, dijo el senador Alex Padilla al visitar el área este fin de semana.

Cuando el impacto de la contaminación era obvio en vecindarios con comunidades latinas del sureste angelino, la administración del ex presidente Donald Trump permitió que la planta cerrara y se olvidara de mitigar el daño ambiental que impuso a miles de hogares en por lo menos cinco ciudades de mayoría latina.

“Lo que Exide Technologies le ha hecho a nuestra comunidad es trágico e inaceptable. Los contaminadores con conexiones políticas no pueden quedar libres de retirarse, mientras que las familias de la clase trabajadora recogen los destrozos”, dijo el asambleísta Robert García.

El senador latino de California y García informaron que pidieron conjuntamente a la Agencia federal de Protección Ambiental (EPA) que designe la región que impactó Exide como una zona meritoria de un “superfondo”, una medida que aportaría un flujo de recursos para reparar los daños.

Se trata de “una catástrofe ambiental”, dijo el legislador García, que necesita reconocerse como. “un sitio meritorio de superfondo, porque no podemos quedarnos esperando mientras nuestra comunidad y nuestra gente sufren las consecuencias”.

Por su parte el asambleísta Miguel Santiago expresó que como padre de familia entiende a miles de familias a las que la administración Trump pasó la responsabilidad de limpiar lo que contaminó la planta de reciclaje.

“Como padre de dos niños pequeños, no voy a permitir que nuestro suelo se contamine con plomo donde juegan nuestros hijos”, dijo Santiago; “el envenenamiento por plomo puede provocar retrasos en el desarrollo, abortos espontáneos y cosas peores”.

El grupo de legisladores que visitó una casa en remodelación en Boyle Hieghts que tiene que mostrar una manta con una advertencia a los trabajadores de que el suelo y la construcción pueden estar contaminados.

El grupo anunció que pidió directamente al administrador de la EPA, Michael Regan, que designe al área como meritoria de “superfondo” y al hacerlo apresure las labores de limpieza y descontaminación.

De acuerdo con la oficina estatal de Recursos del Aire de California, “en los niños, los efectos adversos para la salud de la exposición al plomo a menudo son irreversibles e incluyen daño cerebral y retraso mental”.

El envenenamiento por plomo a menudo no se reconoce en los niños y, si no se detecta, puede provocar problemas de comportamiento, inteligencia reducida, anemia y daño hepático o renal, dice esa institución.

Dice que el envenenamiento por plomo puede causar problemas reproductivos en hombres y mujeres, presión arterial alta, enfermedad renal, problemas digestivos, trastornos nerviosos, problemas de memoria y concentración, y dolor muscular y articular.

También hay evidencia de que la exposición al plomo puede provocar cáncer en adultos. Si una mujer embarazada está expuesta a niveles elevados de plomo, puede atravesar la placenta y llegar a la sangre del bebé, lo que aumenta el riesgo de efectos adversos en el desarrollo, particularmente en el cerebro y el sistema nervioso.

En el 2015 la administración Trump permitió que Exide se declarara en bancarrota, con lo que evadió limpiar el área que contaminó durante años.

Ahora el senador Padilla propone establecer una Oficina de Justicia Ambiental y una Sección de Justicia Ambiental en el Departamento de Justicia para responsabilizar a contaminadores de comunidades.

Suscribite al boletín de Los Ángeles

Recibe gratis las noticias más importantes de Los Ángeles diariamente en tu email

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias!

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain