Bebé de 11 meses muere tras ser olvidado en coche en Fresno

Su abuela lo dejó durante al menos una hora encerrado en un auto con las ventanas cerradas y estacionado en pleno sol

¡Muestra tu orgullo latino!

Sigue a La Opinión en Facebook
Bebé de 11 meses muere tras ser olvidado en coche en Fresno
La abuela del pequeño, que estaba a su cuidado, lo dejó por motivos desconocidos en un auto cerrado y al sol durante al menos una hora.
Foto: Captura/KTLA

Un bebé de solo 11 meses de edad falleció el martes en Fresno después de que su abuela lo dejara durante al menos una hora encerrado en un auto con las ventanas cerradas y estacionado a pleno sol.

Un vecino, que no ha sido identificado, descubrió al bebé en el interior de un Ford Taurus de color negro sobre la 1:30 p.m. en un complejo de apartamentos ubicado cerca de Griffith y Teilman.

Cuando la policía llegó al lugar, encontraron a los vecinos del complejo practicando la respiración cardiopulmonar al pequeño inconsciente. Los agentes tomaron el relevo hasta que llegaron los servicios médicos de emergencia y trasladaron al bebé al hospital, pero no consiguieron revivirlo y fue declarado muerto a las 2:49 p.m.

Los vecinos sostienen que se trata de un trágico accidente, pero la Policía de Fresno quiere investigar más a fondo el caso para descubrir por qué la abuela del menor, que era la responsable de cuidarlo, lo dejó tanto tiempo en un coche sin ventilación y recalentado.

De momento no se baraja otra causa de muerte que no sea el calor ni se han presentado cargos contra nadie, pero la policía no descarta la posibilidad. La abuela de la víctima estaba tan alterada por lo ocurrido que también tuvo que recibir atención médica.

La muerte de este pequeño es la primera de su tipo que se reporta este año en California, pero a nivel nacional ya son 38 los que han muerto por ser olvidados en un coche cerrado.

//e.infogr.am/js/embed.js?gHK

La temperatura exterior, de 75 grados cuando los agentes la midieron, no era excesivamente cálida – pero en el interior del coche podría ser hasta 20 grados mayor, señaló el teniente Joe Gomez de la policía de Fresno.

De acuerdo con la National Highway Traffic Safety Administration, incluso con una temperatura exterior de solo 60 grados, en un vehículo cerrado y bajo el sol puede llegar a alcanzar los 110 en solo unos minutos, y los niños pequeños pueden morir si su temperatura corporal supera los 107 grados.

El bebé probablemente sucumbió al calor, como ya hicieron otros 37 pequeños en todo el país en lo que va de año, aunque él es el primero en California. De acuerdo a la asociación Kids and Cars, dedicada a concienciar sobre este riesgo, esa cifra supone un aumento del 52% con respecto a 2015, cuando fallecieron 25 niños de esta manera.

Te recomendamos