“Mi corazón es republicano, pero no voté por Trump en México”

Los votantes estadounidenses que residen en México comparten sus opiniones y sus expectativas en estas elecciones

¡Muestra tu orgullo latino!

Sigue a La Opinión en Facebook
“Mi corazón es republicano, pero no voté por Trump en México”
Eric Rojo, excomandante de la armada de Estados Unidos.
Foto: Gardenia Mendoza / Impremedia

MÉXICO.- Pocas personas se consideran más republicanas que Eric Rojo, comandante retirado del Ejército estadounidense, presidente de la Legión Americana en este país, mitad sangre “chilanga” (su papá era de la CDMX)  y su mamá de Maine, y casado con una mexicana desde hace tres años por lo que se mudó aquí.

Pero aún con toda su historia, aún cuando ha estado “sufriendo” la campaña electoral desde aquí, con todo sus polarizaciones y viseras, Rojo se lavó las manos frente al magnate que se hizo de las riendas de su partido.

“Yo no voté por Trump”- afirmó desde su casa ubicada en la colonia Del Valle de la capital mexicana, donde tiene su hogar. “Es un ignorante y un salvaje. Además México y Estados Unidos están en su mejor momento de la relación comercial e industrial y si bien México tiene que mejorar el tema de corrupción y criminalidad no hay por qué echar a perder la relación bilateral.”

De todos modos tampoco votó por la demócrata Hillary Clinton. “Ambos, Trump y Clinton, son algunos de los peores candidatos que ha tenido mi país”, dice. Entonces encontró consuelo en el candidato del Partido Libertador, Gary Johnson. “Fue la única vía que encontré para no tirar mi voto a la basura”.

COBERTURA ESPECIAL DE LAS ELECCIONES

De cualquier forma, este militar retirado que durante mucho tiempo hizo campaña a favor de mantener las tropas en Irak en los tiempos más álgidos de oposición, confió en el “buen diseño” del sistema político de Estados Unidos con sus contrapesos que han permitido su buen funcionamiento.

“Hemos sobrevivido a tantos malos presidentes que podremos sobrevivir a uno más: ¡si ya sobrevivimos a Obama, una persona a la que  no le gusta el compromiso: por eso no logró la reforma migratoria, no le interesó nunca ir a negociar con el congreso”.

Con respecto al tema migratorio, Rojo opina: “Se podría retomar la iniciativa en el Senado, negociar con Paul Ryan y encontrar una legislación adecuada que pase por tres puntos importantes: un acuerdo de trabajadores que vayan y vengan entre los dos países; un esquema de impuestos bilaterales por ellos y legalizar a un grupo de inmigrantes que ya esté dentro con ciertas penalizaciones, un esquema para que logren la ciudadanía.”

Te recomendamos