Sin derechos algunos reos

Los presos sin papeles no serán incluídos en la nueva ley PREA

Sin derechos algunos reos
Las personas sujetas a deportación que sean llevadas a los centros de reclusión, no contarán con derechos bajo las nuevas leyes.
Foto: AP

CHICAGO, Illinois (EFE).– Grupos defensores de los derechos de los inmigrantes detenidos para deportación, manifestaron preocupación porque el Gobierno del presidente Barack Obama no incluiría a los indocumentados en la protección de la Ley de Eliminación de Violaciones en las Cárceles (PREA).

La ley, aprobada por el Congreso en 2003 para combatir la violencia sexual contra los detenidos, entraría en vigencia este año con una excepción que se otorgaría al Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

En ninguna de las cárceles administradas por Inmigración se aplicaría la ley, incluyendo los centros contratados, centros de procesamiento especial y reclusorios de menos de 72 horas. Por esas cárceles pasa la mitad de las personas detenidas para deportación, según estadísticas oficiales.

Jane Zurnamer, directora de política del Centro Nacional de Justicia Inmigrante (NIJC) de Chicago dijo que la Casa Blanca habría cambiado su posición, después de indicar de manera extraoficial, que la ley PREA debía aplicarse a todas las personas reclusas.

“Este cambio de posición iría en contra incluso de una opinión legal del Departamento de Justicia”, señaló.

La ley PREA requerirá la investigación oficial de denuncias de abuso sexual en cárceles y prisiones, implementará políticas para evitarlo y protegerá a quienes lo denuncien.

Esta negativa dejaría vulnerable a agresiones sexuales a unos 400,000 inmigrantes.