Denuncian que todavía existen niños esclavos en Haití

UNICEF evidencia la persistencia del empleo generalizado de niños como trabajadores domésticos

Guía de Regalos

Denuncian que todavía existen niños esclavos en Haití
Además de realizar jornadas de trabajo de hasta 14 horas, muchos niños son víctimas de abuso físico, sexual y verbal.
Foto: AP

Ginebra – La Organización Internacional del Trabajo (OIT) denunció la persistencia del empleo generalizado de niños como trabajadores domésticos en Haití, mientras UNICEF estimó que unos 225 mil niños laboran como “restaveks”, una forma de esclavitud.

Ese término se utilizaba para nombrar a los niños que iban a vivir a las ciudades con parientes ricos, para que recibieran educación, sistema que se ha deteriorado en los últimos años.

Ahora y tras el terremoto de enero 2010, se ha convertido en una forma de trata interna y de esclavitud moderna, que se vale de reclutadores, señaló la investigadora y especialista de la OIT en educación Amy Rhoades, en un comunicado.

Además de jornadas de trabajo de hasta 14 horas, estos niños con frecuencia son víctimas de abuso físico, sexual y verbal, e inclusive preparan la comida pero comen las sobras.

Como resultado el “restavek” promedio de 15 años de edad es cuatro centímetros más bajo y pesa veinte kilogramos menos que el promedio de los niños haitianos.

Haití ratificó el Convenio sobre la eliminación de las peores formas de trabajo infantil de la OIT (Convenio 182) en julio 2007 y el Convenio sobre la edad mínima (Convenio 138) en junio 2009, que prohíben la esclavitud infantil y protegen el derecho de los niños de tener acceso a la educación básica gratuita.

Haití, que obtuvo su emancipación en 1804 como resultado de la única sublevación de esclavos exitosa de la historia, continúa con esa práctica, esta vez contra sus ciudadanos más vulnerables, señaló la OIT.

Uno de cada 10 niños haitianos es un “restavek”, pero permanecen invisibles, completamente vulnerables a muchas formas de explotación, señaló Nancy Robinson, asesora técnica principal para el Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil de la OIT (IPEC) en Haití.

Junto con agencias sociales locales e internacionales y sumado al programa ya existente del gobierno haitiano con Estados Unidos y Brasil para abolir este tipo de trabajo infantil, IPEC y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) realizaron una campaña llamada Frennen Sistem Restavèk (Terminar con el abuso de los restavek).

La campaña tiene como objetivo sacar a la luz el sistema “restavek” y los abusos de los derechos humanos, en la primera vez que gobierno, sociedad civil y sector privado haitianos, se unen con sus socios internacionales para poner fin a esta forma de esclavitud moderna.