Hispanos dan luz roja al alza en la tarifa del tren de NY (video)

Si vieran que con cada aumento mejora el servicio, estarían dipuestos a pagar, pero hasta el momento la experiencia ha sido bien distinta

Como si el tren les pasara por encima; así se resume el sentir de algunos de los usuarios del sistema de transportación subteráneo de Nueva York ante el anuncio de viene en camino otro aumento en la tarifa.

Según lo expresaron en la página de Facebook de El Diario, los usuarios rechazan el aumento en la tarifa sobre todo porque el servicio no está a la altura de lo que esperan.

Para Sebastián Díaz se hace impensable tener que pagar más -de $2.25 a $2.50- cuando recibe un mal servicio porque las personas que trabajan en las estaciones, “no te atienden o te contestan mal”. Con él coincidió en parte María Mercedes Rosales Solano, para quien “ya es mucho lo que nos cobran para el servicio que nos dan. Ahora nos quieren cobrar más, que ABUSO (sic). Tenemos que hacer algo para no dejar que ese aumento pase, vamos a organizarnos y a protestar”.

Por su parte, Alberto Félix destacó que él viene de Boston y cuando compara los servicios, la diferencia “es demasiado. NY tiene el peor servicio de transporte público”.

Otra situación que molesta a los usuarios es la falta de limpieza en las estaciones. Por eso Leandro Martínez rechaza pagar más en estos tiempos cuandos “los trenes y las estaciones están sucios y sin seguridad”.

Esas condiciones llevaron a Leslie Bendezu a preguntarse “¿a dónde va todo ese dinero? ¿A alimentar las ratas del tren?”. La usuaria exigió al alcalde Michael Bloomberg a que deje a un lado su lucha contra las sodas extra grandes y se ponga a combatir las malas condiciones en las estaciones del tren.

Pero mientras ciudadanos alzan su voz y exigen justicia, otros como Rigo Abad reconocen la situación con tristeza, porque entienden que no importa cuánto se rechace el aumento en la tarifa, al final el gobierno prevalecerá porque necesitamos el servicio.

Abad comentó que “mientras más suben el precio es más pésimo el servicio, pero bueno, lo suben porque al final de cuentas el gobierno sabe que como sea lo usaremos”.