Breves

Un hombre que cumplía una pena en prisión en el estado de Washington fue acusado de asesinar a una adolescente de 16 años en el sur de California hace más de dos décadas. City News Service indicó que James A. Boyd, de 63 años, fue extraditado a Los Ángeles a principios de esta semana y continúa encarcelado sin fianza. Está programada para diciembre la asignatura de cargos por sospecha de cometer homicidio durante una violación.

Los fiscales no han decidido si solicitar o no la pena de muerte. A Boyd se le imputan cargos en relación con el asesinato de Melissa Alcantar, ocurrido en octubre de 1991.

Su cuerpo fue hallado en un baño que se encontraba bajo llave en la tienda de artículos usados de Compton, donde trabajaba.

Las autoridades indicaron que el Departamento del Sheriff del Condado de Los Ángeles se hizo cargo del caso correspondiente a la policía de Compton en el año 2000 y encontraron nuevas pruebas que involucran a Boyd.

Un hombre acusado de asesinar a su esposa confesó el homicidio y solicitó la pena de muerte. La televisora KFSN-TV informó que Keith Beyer de Sanger realizó la sorpresiva confesión el jueves durante su primera comparecencia ante el Tribunal Superior del Condado Fresno.

El hombre de 34 años le dijo al juez que aceptaba la total responsabilidad del delito y solicitó que se le aplique la pena de muerte. Beyer fue arrestado el lunes y recibió un cargo por homicidio luego de que la policía encontrara el cuerpo de Sandra Beyer el domingo en la casa de la pareja en Sanger.

Keith Beyer también enfrenta cargos de abuso sexual contra un menor.

Según los registros del tribunal, Beyer cometió varios actos sexuales con un menor de edad el día anterior del asesinato de su esposa y el mismo día. Beyer presentará su declaración oficial dentro de unas pocas semanas.

Los agentes del Separtamento del Sheriff del Condado de Kern informaron que lo que creyeron que era un dispositivo explosivo en una escuela preparatoria de Bakersfield resultó ser una herramienta sanitaria.La herramienta fue divisada ayer en un baño de la Escuela Preparatoria North durante la hora del almuerzo y provocó la evaluación de los estudiantes y el envío de la brigada antibombas del Departamento del Sheriff.

El portavoz del sheriff Ray Pruitt dijo que parecía una bomba de tubo, pero resultó ser inofensiva. Dijo que aún no está claro quién la dejó en el baño. La escuela había estado llevando a cabo una serie de trabajos de construcción.

Una mujer de Sacramento que fue encontrada culpable de traficar prostitutas adolescentes en la zona de la Bahía de San Francisco fue sentenciada a nueve años en prisión.

Los fiscales federales indicaron que un juez emitió la sentencia el miércoles contra Helen Jean Singh, de 22 años de edad. Singh se declaró culpable de conspiración para efectuar tráfico sexual a principios de este año.

Ella y su esposo, Mike Singh, fueron acusados de atraer a la prostitución a cuatro adolescentes y prometerles dinero, drogas y un entorno familiar.

Pero los fiscales señalaron que Singhs utilizó coerción y amenazas para mantener trabajando a las adolescentes. Mike Singh se declaró culpable de tráfico sexual en enero y también recibió una sentencia de nueve años tras las rejas.

El jefe de policía de San Bernardino está saliendo literalmente a desempeñar su trabajo en las calles.

El rotativo The Riverside Press-Enterprise indicó que el jefe Rob Handy derribó al sospechoso de un robo en una acera.

La policía dijo que el jefe, que vestía un traje, se dirigía a una reunión con un líder de los vigilantes del vecindario (Neighborhood Watch) en un restaurante cuando le informaron que afuera estaban vendiendo herramientas eléctricas. Handy habló en con el hombre, sospechó que las herramientas eran robadas y llamó a una patrulla.

Cuando llegó, la policía dijo que el hombre huyó y Handy comenzó a perseguirlo velozmente.

El hombre sacó un arma durante la persecución antes de que Handy lo derribara. Un agente ayudó a Handy a arrestar al transeúnte, de unos 22 años de edad.

La policía dijo que las herramientas efectivamente habían sido robadas ese día de un centro automotriz.