Nuevo impulso para acuerdos de paz

FARC levantarán su cese del fuego el 20 de enero como estaba previsto
Sigue a La Opinión en Facebook
Nuevo impulso  para acuerdos de paz
Iván Márquez (izq.), jefe negociador de las FARC, se dispone a hablar con los periodistas, en La Habana, Cuba, ayer.
Foto: AP

LA HABANA, Cuba.— Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) levantarán su cese del fuego el 20 de enero como estaba previsto, pero al igual que el Gobierno de Colombia abogaron por darle un nuevo impulso a las negociaciones de paz para llegar rápidamente a un acuerdo.

“El cese unilateral del fuego anunciado por las FARC, de acciones ofensivas contra la fuerza pública y contra la infraestructura, termina el 20 de enero y no más”, expresó el comandante Iván Márquez antes de entrar a las negociaciones el lunes.

Márquez recordó en días pasados que hasta ahora el Gobierno no dio reciprocidad al cese del fuego declarado por las FARC el 20 de noviembre, por lo que esta medida quedaría sin efecto a partir del 20 de enero.

La mesa retomó sus diálogos de paz tras entrar en receso el 21 de diciembre. Las conversaciones habían comenzado el 19 de noviembre en esta capital, sede permanente después de la instalación oficial en Oslo, en octubre. Según lo acordado por ambas partes los ciclos de reuniones son de 11 días y tres días de receso.

“Queremos que esto tome un nuevo ritmo”, expresó el exvicepresidente Humberto de la Calle, jefe del equipo negociador del Gobierno de Juan Manuel Santos.

“Necesitamos avanzar en lo concreto… es una fase de conseguir resultados para un acuerdo de finalización del conflicto [porque] eso es lo que nos trae a la mesa”, agregó De la Calle en un vídeo entregado a la prensa.

Por su lado, Márquez dijo “exigir celeridad en el análisis profundo e integral del acuerdo general para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera”.

Para el jefe guerrillero cuyo verdadero nombre es Luciano Marín Arango, “la delegación gubernamental que dialoga con las FARC debe demostrar voluntad para avanzar, sentando sobre la mesa propuestas claras que le indiquen al país que el Gobierno no prolongará indefinidamente en el tiempo las soluciones al grave problema del latifundio”.

En el primer mes de conversaciones todavía se negocia este primer punto de una agenda de seis. El tema del uso y propiedad de las tierras ha sido descrito tradicionalmente como una de las causas que dieron origen al surgimiento de las guerrillas en los años 60.