Detienen a jóvenes en caso de turistas

Afirma Aguirre que no buscan 'chivos expiatorios' por la violación de españolas
Detienen a jóvenes en caso de turistas
Vista general del sitio donde ciudadanas españolas fueron violadas por varios desconocidos armados cerca de Acapulco, México.
Foto: EFE

ACAPULCO. Guerrero (Servicios de La Opinión). — Agentes ministeriales y policías federales detuvieron ayer en la zona oriente del puerto de Acapulco a seis jóvenes que son vinculados con el caso de las seis turistas españolas violadas en la franja turística de Barra Vieja.

Familiares de los inculpados acudieron esta mañana a la sede de la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos estatal (Coddehum), para interponer una queja en contra de autoridades estatales y federales, argumentando que la detención fue arbitraria y sin orden de aprehensión.

“Los están obligando a ellos a que se digan culpables de la violación que ocasionaron a las españolas y por ese delito los están deteniendo”, dijo el comisario suplente del poblado de Lomas de Chapultepec, Adrián Sánchez Silva.

Los familiares relataron que ayer los agentes ministeriales y federales realizaron un operativo en la franja turística de Barra Vieja, donde realizaron la detención de seis jóvenes, quienes fueron sacados de sus domicilios y restaurantes donde algunos laboran.

Los detenidos radican en el poblado de Lomas de Chapultepec, ubicado en la zona rural del puerto donde el lunes 4 ocurrió el asalto y la agresión sexual de seis turistas españolas, quienes llegaron a hospedarse, junto a seis españoles más y una mujer mexicana, en una casa ubicada en el punto conocido como Playa Encantada San Andrés sobre el corredor turístico Punta Diamante-Barra Vieja.

Los familiares de los detenidos anunciaron que realizarán protestas en espacios públicos del puerto y demandaron a las autoridades que se conduzcan adecuadamente en la investigación de este caso, que ha deteriorado aún más la imagen que se tiene de Acapulco en el exterior y que sintetiza el drama que vive la sociedad porteña ante la ola de impunidad y violencia que se vive en el principal destino turístico de la entidad.

Por su parte, el gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero, ofreció que la investigación sobre la agresión a turistas españoles se hará de manera responsable, profesional, sin violentar los derechos humanos y sin presentar a “chivos expiatorios”.

En declaraciones a los medios de comunicación, acompañado del alcalde Luis Walton, y el secretario general de Gobierno, Humberto Salgado, el mandatario estatal informó que se reforzará el Operativo de Seguridad con 450 elementos de la Policía Federal que llegarán a la entidad.

Ratificó que el compromiso de su Administración es ubicar a los responsables de estos hechos lamentables y castigarlos conforme a la ley.