Charrúas en lo suyo: 8-0

Bajada bajada bajada bajada bajada bajada bajada bajada
Charrúas en lo suyo: 8-0
Walter Gargano (5) abraza al portero Gilbert Meriel, de Tahití, al termi- nar ayer el juego en la Arena Pernambuco ante 22,500 aficionados.
Foto: AP

RECIFE (AP).— Abel Hernández se despachó con cuatro goles, Uruguay se empleó a media máquina con suplentes y aplastó ayer 8-0 a Tahití para avanzar a las semifinales de la Copa Confederaciones.

La Celeste avanzó como segunda del Grupo B con seis puntos y enfrentará el miércoles a Brasil en las semifinales en Belo Horizonte.

El aliento incondicional del público brasileño en la Arena Pernambuco no fue suficiente para evitar que Tahití sufriera su tercera goleada del campeonato; en total 24 goles, récord para la Confederaciones.

Uruguay se encargó de ganar por un marcador abultado para evitar cualquier sorpresa.

Diego Pérez, Nicolás Lodeiro y Luis Suárez, que embocó dos en los 20 minutos que jugó, redondearon la paliza.

Hernández encaminó a los monarcas de América con el gol más rápido en la historia de la Confederaciones, al anotar de cabeza cuando el reloj marcaba 1′ 19″.

Tahití tuvo algunos tímidos intentos al arco —un centro atajado por Silva, otro remate de media distancia tapado con el pecho por un jugador uruguayo— pero en general no incomodó más de la cuenta a un rival muy superior.

Lodeiro asistió a Hernández para el segundo tanto al 24′, Pérez hizo el tercero al 27′, y Hernández hizo el cuarto al 45′ .

El portero de Tahití, Gabriel Meriel, le atajó un penal a Andrés Scotti al 50′. Ambos equipos quedarían con 10 jugadores por expulsión.

En el complemento, Uruguay terminó la obra: Lodeiro marcó al 61′, Hernández completó su póker con penal al 67′, y Suárez firmó dos: 82′ y 90′.