Condenan a exgobernador

Mexicano fue sentenciado a 11 años en EEUU, pero cumpliría solo 3
Condenan a  exgobernador
Un juez federal de EEUU condenó ayer al exgobernador de Quintana Roo Mario Villanueva Madrid a poco más tres años.
Foto: Notimex

NUEVA YORK.— El exgobernador mexicano Mario Ernesto Villanueva Madrid fue sentenciado ayer a casi 11 años de prisión en Estados Unidos, aunque solo purgaría unos tres años más, después de que aceptó su participación en lavado de dinero en un juicio por narcotráfico en Nueva York.

Una corte federal en Manhattan impuso a Villanueva Madrid 10 años y 11 meses de cárcel después de que en 2012 se declaró culpable de asociación ilícita para lavar dinero. Inicialmente estuvo acusado de confabulación para importar cientos de toneladas de cocaína en Estados Unidos.

Villanueva Madrid, de 64 años y ex gobernador del estado mexicano de Quintana Roo, está encarcelado desde 2001, cuando se le acusó de cargos similares en México.

Afuera del tribunal, el abogado defensor Richard Lind dijo que estaba complacido de la sentencia y afirmó que posiblemente Villanueva Madrid purgará aproximadamente solo tres años de cárcel una vez que se le tome en cuenta el tiempo que estuvo tras las rejas en México y Estados Unidos y reciba otros beneficios por buena conducta.

Carlos Villanueva, hijo de Villanueva Madrid, dijo afuera del tribunal que su padre afronta una sentencia de 23 años en México una vez que salga de prisión en Estados Unidos, aunque posiblemente se le contaría el tiempo que ha estado preso. Dijo que el caso está en apelación en México.

Carlos Villanueva, alcalde de Chetumal, Quintana Roo, afirmó que su padre es “totalmente” inocente de las acusaciones de que trabajaba con cárteles del narcotráfico y fue víctima de enemigos políticos, incluido un expresidente de México cuando Villanueva Madrid fue gobernador en la década de los años de 1990.

Tras la sentencia, el fiscal federal Preet Bharara dijo en un comunicado que Villanueva Madrid “había recibido la responsabilidad de servir a la ciudadanía en México, pero en su lugar, a cambio de sobornos millonarios, proveyó paso seguro a un brutal cártel del narcotráfico al que permitió movilizar enormes cantidades de cocaína por el estado cuando fue gobernador”.

Villanueva Madrid fue alcalde de la localidad turística de Cancún y lo eligieron en abril de 1993 gobernador de Quintana Roo. Según los fiscales, concertó un acuerdo con el cártel de Juárez para garantizar que las autoridades policiales no interrumpieran los envíos de cocaína.

De acuerdo con los fiscales, el cartel le pagó millones de dólares en ganancias del narcotráfico de 1994 a 1999, dinero que transfirió a cuentas bancarias en Estados Unidos, Suiza, las Bahamas, Panamá y México. Una gran parte estaba a nombre de empresas fantasmas en las Islas Vírgenes Británicas.

Villanueva Madrid liquidó millones de dólares en ingresos del narcotráfico que depósito en Lehman Brothers Inc., mediante diversas transferencias electrónicas por alrededor de 11 millones de dólares, según los fiscales.

La fortuna de Villanueva Madrid provenía de diversos negocios que tenía con varias empresas y de una herencia del padre de él, dijo Carlos Villanueva.